Imagen de concepto de Fallout 4

La saga Fallout es una de las más influyentes del rol moderno junto a otros nombres igual de importantes como The Elder Scrolls, Mass Effect o Dragon Age. Para quienes no la conozcan, los primeros títulos de esta saga tuvieron el sello de Black Isle Studios e Interplay. Entonces se trataba de juegos point-n-click con un sistema de combate por turnos que ha llegado hasta las versiones modernas. Todo esto cambiaría con la aparición de Fallout 3, que nos presentaba mecánicas de juego de rol en primera persona -muy a lo Elder Scrolls- y combate rápido, aunque también se podía luchar por turnos.

Con Fallout 3 también cambiaba la presentación. Teníamos por fin un prólogo que realmente hacía que quisieras sumergirte en su historia, te presentaba la forma de creación del personaje de una forma magistral y te daba un objetivo claro que seguir. A partir de aquí quedaba un enorme y vasto mundo que explorar: el Yermo. Todo lo que pasase desde este momento era cosa tuya, con libre albedrío absoluto para explorar lo que quisieses, cuando quisieses.

Fallout New Vegas seguía una línea similar, entregando lo que un axioma muy sencillo sobre las secuelas explica a la perfección: dar más de lo mismo, pero mejorado. La historia en este caso era aún algo más inmersiva e interesante, era imposible no perderse en esta nueva aventura.

Ataque de un deathclawAtaque de un deathclaw

Los puntos clave del gameplay de Fallout 4

Con Fallout 4 se han superado. Bethesda ha conseguido cuajar un título sin casi fisuras, con muchas horas de juego y que ofrece una experiencia única y absorbente como pocas. Vamos a analizar por qué intentando detallarlo al máximo y sin dejarnos nada.

Un prólogo espectacular

Hasta ahora habíamos obtenido sólo una pincelada de por qué nuestro personaje acaba dentro de uno de los refugios antinucleares de Vault-Tec. En Fallout 4 tenemos la historia completa contada al detalle: un veterano de guerra preseleccionado para entrar en el Refugio 111, la entrada de los refugiados en el lugar y la explosión de una bomba nuclear que lo manda todo al traste.

A partir de ahí veremos cómo nuestro personaje y su familia entran en un módulo de criostasis. Es en este momento donde empezará la historia de verdad: el objetivo se nos muestra ante los ojos y tenemos por fin un trasfondo para saber de dónde viene nuestro avatar. No es que no lo tuviéramos antes, es que con este nos podemos identificar.

Vamos a intentar explicar esto. Bethesda ha perdido el tiempo en programar un prólogo completo que nos sitúa realmente en la piel del personaje protagonista. Hace que conozcamos su historia, que nos preocupemos por él, que nos interese mantenerlo con vida mucho más allá de no perder el juego si acaban con nosotros.

Es cierto, todos nos podemos sentir identificados en cierta manera con el protagonista de Fallout 3 o con el de Fallout New Vegas. En esta ocasión es diferente: nos dan una historia con la que es mucho más fácil involucrarse. ¿Cómo te sentirías si perdieses lo que más te importa tras un apocalipsis nuclear del que habéis escapado juntos por los pelos?

Grandes mejoras en el sistema de creación de personajes

El sistema de creación de personajes podríamos considerarlo como parte del prólogo, aunque se merece una mención aparte. Se trata de uno de los más completos de los últimos años y permite que creemos un avatar retocando prácticamente cualquier aspecto que se nos ocurra.

Algo así ya lo habíamos visto en The Elder Scrolls V: Skyrim, donde prácticamente podíamos recrear cualquier tipo de rostro y persona con los ajustes adecuados. Fallout 4 mejora mucho este sistema y nos permite profundizar mucho más en los detalles de la creación.

Como siempre la personalización es uno de los puntos más fuertes cada vez que nos referimos al rol. A los jugadores les gusta ponerse en la piel de personajes que sólo existen en su imaginación, y con esta novedad de Fallout 4 podrán hacerlo.

Un mundo abierto increíblemente vasto

Anteriores entregas de la saga habían utilizado como escenarios Washington DC y Las Vegas. En este caso nos vamos a la zona de Nueva Inglaterra, concretamente a Boston, que se ha visto devastado por la guerra atómica y que ha rebautizado sus territorios como la Commonwealth.

Otro punto muy interesante de esto es que muchos edificios son accesibles, con lo que áreas urbanas como la antigua Boston son oportunidades tremendas para perderse y explorar. En este caso el hormigón no es un mero decorado como en Fallout 3, sino que uno se puede permitir el lujo de recorrer una ciudad postapocalíptica también por dentro de sus edificios.

Los compañeros, el nuevo sistema de karma

Desde Fallout 3 todos los títulos de la serie cuentan con un sistema de karma que califica a los jugadores como más buenos o más malos. Para esta cuarta entrega dicho sistema ha sido sustituido por los compañeros. Estos se unirán a ti y reaccionarán positiva o negativamente a tus acciones, sean las que sean. Ya vimos algo así en la serie Dragon Age de BioWare y es un acierto que Bethesda lo incorpore.

Con estos compañeros también podremos establecer relaciones estrechas, lo que nos permitirá acceder a subidas de estadísticas importantes y exclusivas e incluso a tener una vista más detallada de su trasfondo.

Modificación de armas para todos los gustos

Fallout 4 te permite crear e imaginar cualquier arma. Las posibilidades para fabricar objetos del juego se han documentado en muchos medios internacionales en infinidad de ocasiones, de modo que nosotros nos vamos a quedar con esta característica.

A base de unir piezas puedes crear arsenales de potencia tremenda usando sólo tu imaginación como mesa de dibujo. Puedes crear la mayor superarma jamás vista y utilizarla, sólo tienes que pensar en ella.

Los diálogos, ese gran olvidado

Muchas veces damos por sentado que en los juegos de rol habrá horas y horas de conversación, como si fuese un mal necesario. En estos diálogos podemos desde aprender cómo funciona una nueva habilidad, a tener detalles importantes de la trama. En títulos como los de BioWare o los juegos de rol de tablero estos diálogos afectan a cómo progresa la aventura, además de tener peso narrativo específico.

Pues bien, de nuevo Bethesda ha tomado una página del libro de recetas de BioWare y ha mejorado mucho los diálogos en Fallout 4. Los NPCs del juego tienen una personalidad única, con lo que las respuestas que nosotros les demos afectarán a cómo se comportan con nosotros.

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?