La esfera del Timex DataLink, el primer smartwatch de la historia

Seguramente, y siempre gracias a Apple, por supuesto, el 2015 será recordado por ser el año del smartwatch. Como ya os contamos la semana pasada, parece ser que los de Cupertino han reinventado la rueda con su primer reloj inteligente. Vamos, ahora mismo es el no va más de los wearables.

Pero no es el primer ni el único smartwatch de la historia, ni mucho menos, aunque así nos quieran hacer creer, sino que el primer reloj inteligente que podemos denominar como tal apareció hace más de 20 años. Y no tiene nada que envidiar al dispositivo de Apple, por lo menos en cuanto a la duración de su batería.

A principios de los años 90, Microsoft unió fuerzas con la empresa Timex para crear el primer reloj inteligente y que acabaría lanzándose en 1994. Se trataba del primer dispositivo considerado un ‘ordenador de muñeca’ y era capaz de descargar datos desde un PC de manera inalámbrica, además de muchas otras características destacables que Timex nos intentaba vender en uno de sus primeros anuncios.

Tecnología que requiere de un CRT para funcionar

Como podéis comprobar en el vídeo, la tecnología inalámbrica utilizada difiere bastante de la que conocemos hoy en día. No se trata de tecnología Bluetooth ni mucho menos, sino que se basaba en unos códigos de barras que aparecían sobre la pantalla, algo que parece hasta inverosímil, y que lamentablemente sólo funcionaba con monitores CRT y sistemas operativos Windows de 32 bits.

Inicialmente, el Timex DataLink se lanzó como una alternativa wearable a las PDAs que tan de moda estaban en aquella época y se ofrecía como una oferta especial al adquirir Microsoft Office 95. Los primeros modelos del Timex DataLink incluían el apellido 50, 70, 150 o 150s (sí, otras empresas añadían uns 's' a sus modelos antes que Apple), que venía a hacer referencia a la cantidad de números de teléfono que uno podía guardar en el reloj.

Y por supuesto también contaba con sus propias aplicaciones, hasta 12, quizás no tan molonas como las que se desarrollan hoy en día, pero que en su momento hacían su función: un app cronómetro, una app cuenta atrás e incluso una aplicación para guardar tarjetas de golf, además de salvapantallas y juegos como el Space Invaders.

Características de los primeros Timex DataLink

  • Números de teléfonos almacenados: 50 / 70 / 150.
  • Sincronización de contactos, eventos y listas de tareas con el ordenador.
  • Cinco alarmas programables e independientes.
  • Doce aplicaciones Wristapps, incluyendo juegos.
  • Diez tonos de notificaciones.
  • Dimensiones: diámetro de 42 mm, espesor de 11,2 mm.
  • Pantalla: 3 displays LCD, siendo la fila inferior una matrix de puntos.
  • Batería: pila CR2025 de 3V con autonomía de 3 años.

Autonomía: Timex DataLink vs smartwatches actuales

Como habréis podido comprobar en la especificaciones anteriores, una de las características más llamativas del Timex DataLink es sin duda su autonomía. Su pila de 3V le otorgaba una vida de más de 3 años, muy alejados de las 18 horas (dícese de la duración de un día entero en lenguaje de Tim Cook) que aguanta el Apple Watch sin cargar.

Pero este reloj no sólo deja la autonomía del reloj de los de Cupertino por los suelos, sino también la duración de prácticamente todos los smartwatches que conocemos hoy en día, independientemente de su sistema operativo, como podéis comprobar en la siguiente tabla.

Smartwatch Autonomía
Timex DataLink 3 años
Pebble 7 días
Huawei Talkband B1 6 días
Samsung Gear 2 3 días
Sony Smartwatch 3 2 días
Microsoft Band 2 días
LG G Watch R 2 días
Moto 360 36 horas
Apple Watch 18 horas

Seguramente este reloj sería el no va más para cualquier hípster que se precie. No todo el mundo puede llevar el que se considera el primer smartwatch de la historia. Lamentablemente para ellos, Timex dejó de comercializar estos modelos a finales de los 90, aunque no debe ser difícil encontrar alguno de segunda mano en algún comercio online.

Fuente | GeekWire

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?