Diferentes coches, mismo recorrido con Does Not Commute

Does not Commute es un nuevo juego de coches del estudio Mediocre para dispositivos móviles, disponible para Android e iOS.

El juego, que se desarrolla en una ciudad ambientada en los años 70, muestra un escenario con una paradoja temporal en el que el jugador va a tener que conducir todo tipo de vehículos de un punto a otro. Parece relajante, ¿verdad? Pues no lo es.

Cada vez que se cambie de vehículo y de personaje (coches, ambulancias, coches patrulla, furgonetas de reparto...), el juego volverá atrás en el tiempo y, el coche que se ha conducido inmediatamente antes, se añadirá al escenario. Poco a poco, la parte de la ciudad en la que esté el jugador se convertirá en una maraña de tráfico sin sentido y de accidentes que él mismo estará provocando. Además, para alimentar el lado cotilla que todos tenemos, habrá que ir descubriendo los secretos de los extravagantes personajes que viven en la ciudad.

Para no verse sobrepasado por el caos y el estrés que genera un tráfico loco, traemos los trucos y consejos a seguir para jugar a Does not Commute.

Cómo jugar a Does not Commute sin estrellarte

Ten en cuenta la velocidad de cada vehículo

Según la velocidad de cada vehículo, la conducción puede ser más fácil o difícil. Los vehículos más lentos, como las ambulancias por ejemplo, son más fáciles de manejar y permiten coger atajos entre casas o vegetación. Los más rápidos, como las patrullas, son más difíciles de controlar entre los obstáculos por lo que conviene limitarse a conducir por la carretera aunque se tenga que recorrer un camino algo más largo.

Memoriza las carreteras

En Does not Commute, memorizar los mapas y las rutas ya tomadas es indispensable. A medida que se avanza en el nivel, hay que saber qué atajos se han tomado o no y por qué lado de la carretera se ha conducido o no. Así, si planificas bien tus rutas e intentas no pasar nunca por el mismo tramo, aunque el camino sea más largo, evitarás accidentes innecesarios y atascos.

Con tanto tráfico tu memoria puede ser tu mejor aliadoCon tanto tráfico tu memoria puede ser tu mejor aliado

Rebobina con cabeza

Does not Commute te permite rebobinar y volver a empezar la ruta si al estrellarte pierdes mucho tiempo pero siempre hay que considerar si vale la pena. Si te estrellas más o menos cerca de la meta, perderás menos tiempo recuperándote y yendo directo hacia la meta que si rebobinas y repites toda la ruta de nuevo.

No te saltes los bonus de tiempo

Aunque todos sabemos que el camino más corto entre dos puntos es la línea recta, en Does not Commute dar un rodeo puede beneficiarte. Los bonus de tiempo suelen estar entre obstáculos y nunca en la carretera principal pero coger todos los posibles te permitirá ganar más tiempo para llegar más lejos en el juego. Además, así descongestionarás la carretera para tus siguientes recorridos ya que si vas recogiendo los bonus, nunca pasarás por el mismo sitio.

El turbo, sólo para líneas rectas y vías anchas

Como en todos los juegos de coches, utilizar el turbo permite arañar unos preciosos segundos de tiempo, pero hay que saber si conviene o no usarlo. En Does not Commute, para evitar perder el control del vehículo a causa de la menor tracción que genera sobre el asfalto, utiliza el turbo únicamente en vías anchas y rectas en las que no se necesiten realizar maniobras peligrosas.

La tracción, para atajos y bonus

Al contrario que el turbo, la tracción ralentiza el coche para ganar en manejabilidad y en control. Úsala cuando vayas mal de tiempo y necesites recoger un bonus poco accesible o cuando ya haya tantos vehículos circulando por la carretera que tengas que ser capaz de conducir en zigzag entre furgonetas de reparto, coches, ambulancias y patrullas como si fueras un piloto profesional. Irás más lento, pero más seguro.

La tracción te ayudará a atravesar el jardín de tu vecinoLa tracción te ayudará a atravesar el jardín de tu vecino

Si te gusta, consigue los checkpoint

Si juegas varias partidas y el juego te gusta realmente, plantéate pagar la versión Pro de 1,99€. La versión gratuita no incluye los checkpoint de manera que, cada vez que juegues, deberás empezar desde el principio aunque llevaras recorridas cuatro ciudades completas en tu partida anterior. Es muy frustrante, lo suficiente para abandonarlo del todo.

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?