Imagen promocional de Clash of Clans

Clash of Clans es una de esas apps de éxito que haciendo lo que ya existía hasta el momento han llegado a estar en lo más arriba de la lista de aplicaciones descargadas, tanto en Android como en iOS (por supuesto haciendo lo mismo pero mejorando muchísimo la ejecución). En concreto se ha instalado en casi mil millones de dispositivos. Si bien no es una cifra para nada récord, sí que está dentro de las aplicaciones más rentables de los markets principales. Es por ello que en esta ocasión vamos a explicar cómo instalar este divertido juego en nuestros ordenadores con Windows.

Lleva desde 2012 disponible para descarga. Se trata un videojuego de estrategia multijugador en el que tendremos que construir una aldea que iremos mejorando para, por ejemplo, protegernos de los enemigos. Podemos crear clanes entre grupos de jugadores. Aparte de defendernos, por supuesto podremos atacar si hemos entrenado una tropa para ello.

Para ejecutarlo tendremos que seguir una serie de pasos, pues no tenemos una aplicación oficial para Windows 10 Mobile, y consecuentemente no la tenemos para Windows 10. Antes sí que podíamos usar el juego en una versión web que había, pero desconocemos el motivo de su desaparición. Probablemente haya sido porque la compañía desarrolladora original denunciase, aunque nunca podremos saber el motivo real. Tened cuidado si optáis por buscarla en la tienda de Microsoft, pues está plagada de aplicaciones falsas o clones.

Ejecutando Clash of Clans con un emulador

Clash of Clans ejecutado en un PCClash of Clans ejecutado en un PC

La única manera de ejecutar CoF en un PC es con un emulador de Android. Hay algunas extensiones para Google Chrome pero no funcionan con esta aplicación en concreto, y es que en verdad son pocas las aplicaciones que se pueden correr con este método, pues aparte de ser demasiado moderno, es bastante experimental y no tiene tanto desarrollo como un emulador, por ejemplo.

No obstante, con cualquier emulador como MEmu o BlueStacks podremos ejecutar esta y otras aplicaciones sin ningún problema. Un emulador de Android es una máquina virtual que funciona con Android. Es decir, es un ordenador virtual cuyo sistema operativo es Android. Es por ello que sobre él podremos ejecutar cualquier aplicación siempre y cuando sea compatible con la versión de Android que tenga instalada el emulador en concreto que estemos usando.

Lo primero de todo: instalar el emulador

Cualquier emulador es válido, y lo mejor es que tenemos una lista muy amplia en Malavida. Los más conocidos son MEmu (bastante eficiente), BlueStacks (para mi gusto comenzó como una muy buena opción pero se ha ido desvirtuando, os recomiendo usar otra opción) o Andy (es algo más complicado de usar pero una opción muy buena). En mi caso voy a usar MEmu.

Simplemente tendremos que descargar el .exe e instalarlo, es un proceso muy sencillo en que se abrirá un instalador típico de Windows. Para ello, cuando tengamos descargado el archivo del emulador que hayamos elegido instalar, debemos buscarlo en la carpeta de descargas que tengamos establecida en nuestro ordenador (generalmente es C:\Users\Admin\Downloads, aunque podría cambiar). Si nos perdemos podemos usar el historial de descargas del navegador web que usemos.

Descargando MEmu desde Google Chrome para Windows 10Descargando MEmu desde Google Chrome para Windows 10

Si navegamos mediante Google Chrome este historial está en el menú situado en la esquina superior derecha (dentro del menú encontraremos una opción llamada Descargas). Si estamos usando Mozilla Firefox tendremos que pulsar sobre el icono de la flecha que está mirando hacia abajo para ver las descargas que hemos realizado (este botón está en la esquina superior derecha, al lado del botón de home).

Una vez abramos el fichero nos preguntará si queremos dar acceso de administrador. En nuestro caso tendremos que decirle que sí, pues si no no se podrá instalar. Comenzará la instalación y daremos en Continuar cada vez que nos pregunte algo, así nos aseguraremos de que está correctamente instalado. Por supuesto podremos usar el ordenador mientras instalamos este programa, pero ya os aviso que a no ser que tangáis un hardware obsoleto la instalación nos tomará menos de un minuto (alargando mucho el proceso de instalación, claro).

Instalación de MEmu en WindowsInstalación de MEmu en Windows

Normalmente el programa se abre una vez acaba de instalar, pero no siempre es así. Si el programa se ha instalado correctamente tendremos MEmu o la aplicación que hayamos instalado dentro del menú de Windows. Hacemos una búsqueda rápida tecleando el nombre del emulador y si está en la lista de resultados es que todo ha salido de forma exitosa.

En caso de que usemos MEmu muy probablemente nos preguntará qué hacer, pues lo más normal es que en nuestro ordenador la virtualización esté desactivada. Tendremos que pulsar sobre Continuar para Usar. No os extrañéis pues al principio tardará un poco en abrirse debido a que tiene que actualizarse el sistema y debido a que las aplicaciones tienen que optimizarse (esto es únicamente la primera vez). Dejad al programa trabajar y él lo hará todo.

También tendremos que configurarlo

Tan importante es instalarlo como configurarlo, pues sin ninguna de las dos cosas podremos ejecutar aplicaciones. Simplemente tendremos que establecer una cuenta de Google para tener acceso a la Play Store y por lo tanto a todas las aplicaciones de Android. Si no tenéis una no os preocupéis pues podréis crearos una sobre la marcha.

Los emuladores de Android no tienen una tienda de aplicaciones como sí que tienen algunos teléfonos móviles Android chinos, por ejemplo. Es por ello que estamos casi obligados a usar el repositorio de apps de Google. También podríamos saltarnos este paso y descargar el APK de Internet, pero no es de todo recomendable a no ser que usemos páginas web de confianza, pues podrían intercambiar la aplicación original por un virus.

Play Store en MEmu para WindowsPlay Store en MEmu para Windows

Nos saltará un tutorial, pero nos lo saltaremos. Buscaremos el icono de la Play Store tal y como os mostramos en la imagen superior. Estará en alguna parte independientemente del emulador que hayamos usado. Si estamos familiarizados con Android lo encontraremos muy fácilmente, no hay pérdida. En el caso de BlueStacks es probable que no encontremos lo encontremos, por lo que os enseño un truquillo: buscad cualquier aplicación en el buscador y seleccionad la el market oficial de Android una vez se hayan mostrado los resultados.

Iniciar sesión en la Play Store de MEmu para WindowsIniciar sesión en la Play Store de MEmu para Windows

Cuando hayamos abierto el Google Play nos pedirá que iniciemos sesión. Tal y como os adelante anteriormente, si no tenemos cuenta este el paso para crearnos una. Elegiremos, por lo tanto, la opción de crear una cuenta. Rellenamos todos los datos y ya tendremos nuestra cuenta configurada. En el caso de que tengamos una cuenta de Google ya creada simplemente tendremos que iniciar sesión con el botón correspondiente.

Por último, debemos descargar la aplicación

Play Store - MEmu para WindowsPlay Store - MEmu para Windows

Como os decíamos antes el método más apropiado es usar la Play Store, pues es el método más seguro. Recordad que la red está repleta de virus y si bien estamos usando un emulador, si estuviéramos en nuestro teléfono móvil podrían robar nuestros datos bancarios o nuestros usuarios de las páginas web que frecuentamos, esto en el mejor de los casos.

Clash of Clans para Android - MEmu para WindowsClash of Clans para Android - MEmu para Windows

Buscamos entonces Clash of Clans y lo descargamos. El resultado correcto es el primero si lo hemos escrito correctamente. El desarrollador, por si no estáis seguros de que aplicación es, es Supercell. Al lado del nombre del desarrollador hay un icono azul que muestra que es un desarrollador destacado. A la derecha del todo hay un botón que pone Descargar, en verde. Lo pulsamos nos indicará que permisos usa la aplicación. Aceptamos el mensaje y comenzará a instalarse.

Pesa tan solo 63 MB, por lo que la descarga no debería durar mucho tiempo. El tiempo esperado de descarga e instalación suele ser de dos minutos, aunque como os decimos puede variar mucho dependiendo de la velocidad de conexión que tengamos. Una vez se haya descargado pulsamos sobre el botón de Abrir.

Ahora toca configurar el juego

Clash of Clans ejecutándose en MEmu para WindowsClash of Clans ejecutándose en MEmu para Windows

Por fin tenemos la aplicación instalada. El icono aparecerá automáticamente en el escritorio del emulador, para que lo tengáis en cuenta para saber cómo iniciar el Clash of Clans a partir de ahora. La primera vez que lo abramos puede que tarde algo más, pero no demasiado. Si tenéis algún problema con la apertura tendréis que cerrar la aplicación y ejecutarla de nuevo. En casos extremos podremos cerrar también el emulador.

Cuando abramos el juego lo primero que veremos será un tutorial que muestra como se juega. Estad atentos porque el tutorial solamente saldrá la primera vez que juguemos. Si ya hemos jugado anteriormente podremos restaurar nuestra cuenta siempre y cuando sea con esa cuenta con la que hayamos iniciado sesión.

Sincronizando la cuenta de Google Play Juegos en Clash of ClansSincronizando la cuenta de Google Play Juegos en Clash of Clans

En el caso de que el restablecimiento de la cuenta no haya sido automático tendremos que seguir los siguientes pasos:

  1. Pulsamos sobre el icono que está en la esquina superior izquierda.
  2. Pulsamos sobre Iniciar sesión en Google Play. El icono deberá tornarse en verde.
  3. Cargará una ventana flotante y nos preguntará que cuenta queremos sincronizar.
  4. Elegimos la correcta, estará unos segundos cargando y nos dará la bienvenida.

Una vez instalada la aplicación tan solo tendremos que disfrutar y dejarnos llevar, pues no tendremos que hacer nada más. Evidentemente el uso de esta aplicación en un emulador no tiene el mismo rendimiento que en un teléfono móvil, pues a pesar de que en un ordenador contamos con más especificaciones, el emulador no es capaz de aprovecharlas eficientemente. Cada vez que queramos jugar abrimos MEmu o el emulador que hayamos instalado y dentro de él abrimos lo que queramos. Cuando acabemos no hace falta apagar el emulador, sino que cerramos la ventana y punto.

Las mejores guías de Cómo Descargar

Otros relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?