Usando un smartphone

Con los años los smartphones se han convertido en herramientas indispensables para el uso diario de muchas personas. No sólo eso, sino que han evolucionado hasta el punto de llegar a ser pequeños y potentes ordenadores de bolsillo con procesadores de ocho e incluso diez núcleos. Estos microordenadores cuentan con pantallas con resoluciones altísimas y unas calidades de imagen absolutamente geniales, con sensores de imagen que rivalizan con los de las mejores cámaras, con sensores capacitivos de una sensibilidad abrumadora y con cantidades de memoria RAM y arquitecturas que ya casi nada tienen que envidiar a los ordenadores personales. Y sin embargo, a pesar de todo, esto no es suficiente.

A los encargados de diseñar smartphones a lo largo de los años les pareció que era muy buena idea hacer evolucionar el concepto trabajando los componentes por separado, pero se olvidaron de algo fundamental: no contribuyeron a mejorar las baterías. Esto es algo que sorprendió a muchos usuarios que saltaban desde los feature phones de toda la vida, que de pasar unos cuantos días entre carga y carga se encontraban con que tenían que cargarlo a diario o varias veces al día.

El asunto de la batería suele ser algo recurrente en las quejas sobre los smartphones actuales, y encima cuando hay que cargarlos en ocasiones es necesario planificarlo bien: la carga de la batería consume mucho tiempo y puede que no esté lista si tenemos poco tiempo antes de salir a hacer algún recado. Por eso mismo en este artículo vamos a darte unos cuantos consejos para cargar rápidamente tu móvil, tanto si es Android como si es un iPhone.

En los coches actuales también se puede cargar un smartphoneEn los coches actuales también se puede cargar un smartphone

Cargar la batería móvil más rápido, guía exprés

Hay una serie de consideraciones a tener en cuenta a la hora de cargar la batería rápidamente:

  • Es mejor cargar la batería conectando el smartphone a la red eléctrica intentando que no se sobrecargue.

  • Si el teléfono está apagado o en modo avión, tanto mejor.

  • La carga inalámbrica o a través del PC no es una buena solución.

Teniendo todos estos puntos en cuenta ya puedes imaginar por dónde van a ir nuestros consejos para acelerar la carga de tu móvil.

Trucos para cargar el teléfono en menos tiempo

El primer consejo que te vamos a ofrecer para cargar tu Android o tu iPhone más rápidamente es apagarlo mientras lo cargas. Si lo apagas cuando lo conectas a la corriente el terminal no necesita realizar ninguna gestión más aparte de rellenar la batería, con lo cual el tiempo de carga se reducirá considerablemente. Para estar al tanto del porcentaje de carga bastará con que pulses el botón de desbloqueo.

El siguiente consejo para cagar tu smartphone a mayor velocidad es activar el modo avión. El efecto es muy similar al que obtendríamos si dejásemos el móvil apagado, con el terminal gestionando muchísimos menos servicios que si tuviésemos la red móvil abierta. Durante este modo no se pueden recibir ni realizar llamadas, pero sí se puede conectar a la red WiFi. Esto significa que las aplicaciones que dependan de Internet para funcionar seguirán estando disponibles.

Los powerbanks pueden ser útiles, aunque lentosLos powerbanks pueden ser útiles, aunque lentos

Otra cosa a tener en cuenta y que se deriva de los tres puntos que citamos anteriormente es no usar el PC para cargar el celular. Hay tres formas básicas de cargar tu Android o tu iPhone: conectándolo al ordenador, conectándolo a un powerbank o conectándolo a la red eléctrica. Hay que tener en cuenta que los cables USB entregan hasta 0,9 amperios -igual que un powerbank-, mientras que conectándolo a la red se consigue hasta 1,5 amperios.

En esta misma línea también es recomendable no usar la carga inalámbrica. Es algo que se va incorporando de forma paulatina a los smartphones, pero que todavía no está lo suficientemente avanzado para entregar el mismo amperaje que una carga tradicional.

Es recomendable evitar usar el terminal de forma intensiva mientras se cargaEs recomendable evitar usar el terminal de forma intensiva mientras se carga

Por último, vale la pena señalar que mientras se carga el terminal no es aconsejable hacer un uso intensivo del mismo. ¿Por qué? Porque mientras el móvil se carga se desperdicia la energía que acumula, energía que va volviendo a entrar de nuevo en la batería. De esta forma se corre el riesgo de sobrecargarla, lo que acortará sensiblemente la vida útil del componente.

Hasta aquí llegan nuestras recomendaciones para cargar la batería del móvil de forma más rápida. Vale la pena recordar que las tecnologías quickcharge como las de Qualcomm ayudan en gran medida -aunque no está disponible para todos los móviles-, y que los puertos USB tipo C no afectan ni para bien ni para mal en la carga de nuestro Android. Recordad que la carga ideal es aquella que empieza al 100% y acaba al 0% sin haberse cargado antes.

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?