RegSeeker

Siguiendo con la serie sobre el registro de Windows, hoy nos toca hablar de RegSeeker, una pequeña aplicación gratuita (sólo para uso personal) que es tan respetuosa con nuestro registro que apenas deja huella en él, ya que funciona sin necesidad de ser instalada. El programa viene comprimido en un archivo .zip y tan sólo hay que extraer la carpeta que lo contiene. La versión 5.5, que es la que yo tengo, no da ningún problema con el Windows Vista. Por defecto aparece en inglés, y a pesar de tener en la ventana principal la posibilidad de cambiar el idioma yo he tenido que borrar buena parte del contenido de la carpeta languages para conseguirlo.

Las funciones de RegSeeker aparecen en un lado de la ventana principal, y son las típicas de los programas de su estilo. Podemos ver las aplicaciones instaladas en el sistema y desinstalarlas haciendo un doble click sobre ellas. También podemos mirar las entradas en el registro y modificarlas vía el editor del registro de Windows. Otra opción es seguir nuestro historial de Internet para limpiar la memoria caché y deshacernos de las cookies que queramos.

El programa también permite, a través de una sencilla ventana, configurar algunas opciones de Windows como el suavizado de las fuentes o los componentes del menú contextual.

Por supuesto, también cuenta con la opción de limpiar el registro. Manteniendo marcado "backup antes de suprimir" hará una copia de seguridad cada vez que vaya a tocar el registro.

La principal pega que le encontramos a RegSeeker es que realiza las operaciones con bastante lentitud. A pesar de ello el que sea gratuito, funcione para Vista y sus desarrolladores lo vayan actualizando con cierta asiduidad, lo convierten en una opción a tener en cuenta.

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?