Aonymous va ahora a por el Ku Klux Klan

El plan de Anonymous para acabar con el Ku Klux Klan, conocido como Operation KKK, acaba de empezar a dar sus primeros pasos. La cuenta principal de Twitter del grupo está informando de que muchos sitios web relacionados con el Klan están caídos después de que distintos equipos de hacking coordinados les atacasen, y desde el grupo aseguran que habrá más y que una acción llamada HoodsOff tendrá lugar el día 5 de noviembre.

A estas alturas todo el mundo conoce qué es el Ku Klux Klan. Para quienes no lo sepan, el KKK es un conglomerado de organizaciones de extrema derecha en Estados Unidos, creadas en el siglo XIX, inmediatamente después de la Guerra de Secesión, y que promueven principalmente la xenofobia, así como la supremacía de la raza blanca, homofobia, el antisemitismo, racismo y el anticomunismo.

El Klan —como se le conoce popularmente— está clasificado como un “grupo de odio” por la Liga Anti-Difamación y se dice que tiene entre 5.000 y 8.000 miembros. Según se recoge en Vice, la acción conocida como HoodsOff antes mencionada desvelaría la identidad de 1.000 de sus miembros más prominentes.

Puede que al KKK le queden sólo horas de vidaPuede que al KKK le queden sólo horas de vida / Martin editada con licencia CC 2.0

Los representantes del colectivo Anonymous declararon el pasado martes que “después de observar muy de cerca a muchos de vosotros durante mucho tiempo, tenemos confianza en que aplicar transparencia a vuestras células organizativas es lo correcto, justo, apropiado y la única acción posible. Sois aberrantes. Y sois delincuentes”. También aprovecharon para añadir que “la privacidad del Ku Klux Klan en el ciberespacio es historia”.

Después de lanzar este mensaje se dirigieron a quienes los apoyan, diciendo que “llevaremos a cabo nuestra misión de forma responsable y efectiva. Apreciamos vuestra paciencia y apoyo para esta iniciativa”.

Operation KKK no ha hecho más que empezar

En algunas partes de internet ya están empezando los primeros ataques. Un hacker anti grupos de odio que se hace llamar “Amped Attacks” por lo pronto ha “tirado” también la web de la Iglesia Baptista de Westboro, además de un número de sitios web relacionados con el Klan. Lo más importante, sin embargo, es que este hacker asegura que en las webs del KKK encontró información identificando a un número indeterminado de senadores estatales y alcaldes cuyas direcciones están en las bases de datos de la organización de extrema derecha.

En declaraciones del hacker Amped Attacks podemos leer lo siguiente:

No tengo nada que ver con Anonymous ni ningún otro grupo hacktivista. Soy un individuo que actúa por su cuenta, y tirar la web de la WBC era algo que me apetecía hacer porque francamente estoy harto de que escupan su mensaje de odio.

La lista, que puede encontrarse en este enlace, ha sido creada por Amped Attacks y todavía no ha sido confirmada, pero el hacker dice que ha cruzado los datos del KKK con direcciones de correo electrónico de las figuras públicas para asegurarse:

He trabajado durante nueve días para recoger y verificar toda la información antes de su publicación. La conseguí desde distintos sitios web del KKK cuando los hackeé y pude hacer un volcado de su base de datos. Pasé por muchas direcciones de correo que estaban registradas en estas webs y unos pocos llamaron mi atención, los de los políticos en cuestión. No hay ninguna razón para que estas personas estén registradas en estos sitios web a excepción de que apoyen al Klan o formen parte de su organización.

Estas filtraciones, insistimos, están sin confirmar todavía y son totalmente ajenas al entorno del grupo hacktivista.

Por su parte, Anonymous ya ha empezado a hacer su trabajo también, tal y como dejaron caer en Twitter hace unos días. Para ellos llegaron mensajes que pidiendo que se desvelen las identidades de ciertas personas, como por ejemplo agentes de las Fuerzas de la Ley y el Orden, tal y como se puede ver en este tuit:

En la última actualización publicada por Anonymous hace dos días, ya hay una cuenta atrás para el HoodsOff, a la que se puede acceder a través de la cuenta de Twitter de Operation KKK en un enlace publicado en el siguiente tuit:

En el comunicado de Anonymous se puede leer el mensaje que se envía al Klan, según el cual “vuestra organización sigue amenazando a ciudadanos anónimos y a otros. Nunca dijimos que solo golpearíamos una vez”. El KKK aún no se ha pronunciado, y viendo la que les puede caer encima, quizá sea lo mejor que pueden hacer.

Vincent Diamante editada con licencia CC 2.0

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?