Elon Musk y sus pequeños satélites quieren mejorar el mundo

Elon Musk es conocido por ser el co-fundador de PayPal, el sistema de pagos en línea más grande del mundo, SpaceX que ofreció al mercado un sucesor privado del Transbordador Espacial (el F9/Dragon) y Tesla Motors empresa de automación que creó el primer automóvil eléctrico viable. 

Actualmente es el director ejecutivo y CTO de SpaceX, director ejecutivo de Tesla Motors y Presidente de SolarCity (empresa que suministra electricidad renovable a los automóviles de Tesla). Por si ostentar estos tres cargos no fuera suficientemente laborioso, está empeñado en construir satélites que sean más pequeños, más baratos y que puedan ofrecer internet en todo el mundo.

Musk está trabajando con Greg Wyler, ex ejecutivo de Google y fundador de WorldVu Satellites Ltd, empresa que controla un amplio espectro radioeléctrico. Ambos pretenden lanzar unos 700 satélites que pesarían unos 113 kilos, que es la mitad del tamaño de los actuales satélites de comunicaciones más pequeños de uso comercial.

Para hacernos una idea, seria 10 veces el tamaño de la mayor flota actual de satélites, que la gestiona Iridium Communications Inc. Y con un precio por debajo de la mitad del más económico.

Las dificultades son muchas y aún no tienen ubicación para la fábrica ni cerrado el periodo de financiación. Hasta ahora las comunicaciones vía satélite se circunscribían al uso de personas de alto perfil, agencias gubernamentales o empresas de comunicación, la idea de este proyecto es que internet esté en todo el mundo, proporcionar acceso via satélite a la red de conocimientos más grande que tenemos.

En esta linea de pensamiento me recuerda a la entrevista que se realizó durante el MWC 2014 a Mark Zuckerberg, en ella, el creador de Facebook solo veía el futuro a través de la comunicación via internet de las personas, un modelo que adelantaría la sanidad y educación en los rincones más remotos del planeta.

Para mi una utopia de una persona que nunca estuvo en un país del tercer mundo, al que me gustaría ver como le da un smartphone y le dice, “con esto no tendrás comida, pero sabrás cómo sobrevivir en esta zona mirando unos videos de Bear Grylls” o “no tendrás vacunas, pero sabrás que los síntomas que padeces son fiebre amarilla y vas a morir, por lo que podrás dejar tu testamento online”. Espero equivocarme, sinceramente, y que sea revolucinario.

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?