Captura de pantalla de la imagen promocional de StoreDot

Si bien los coches eléctricos constituyen una apuesta de futuro y una magnífica opción para reducir las emisiones de CO2 a la atmósfera, y a pesar de que la adquisición de modelos híbridos goza, cada vez, de mayor popularidad; lo cierto es que la mayoría de ellos detenta un problema conocido: su escasa autonomía. Un inconveniente que tiene los días contados, pues StoreDot prepara una batería capaz de cargar uno de estos vehículos en solo cinco minutos.

StoreDot estrena mercado

Así y gracias a una ronda de financiación de más de 17 millones de euros –que irá destinada a sufragar su recién creada unidad de negocio de vehículos eléctricos-, la startup aplicará su tecnología a un nuevo mercado, ofreciendo soluciones, indica su CEO, Doron Myesdorf, “rentables y funcionales” en tan solo un año –que es cuando pretende lanzar su producto, la EV Flash Battery, según sus declaraciones a The Times de Israel.

El proyecto, como otros tantos de la firma, se basará en la creación de “nanopuntos”, unas “moléculas de péptidos bio-orgánicos que permiten que la batería absorba la carga rápidamente”, explica Myesdorf.

Actualmente solo el automóvil de Tesla S85kWh –cuyo precio ronda los 75mil euros- goza de una autonomía de 426 kilómetros, una batería que necesita al menos una hora para “llenarse” por completo. El objetivo de StoreDot es alcanzar los 480 en el citado intervalo (cinco minutos).

Además, y como indica su CEO, su dispositivo “reducirá no solo el tiempo de espera de los conductores sino también el número de puestos de carga de cada estación, con el consiguiente abaratamiento total de costes”.

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?