iPhone WhatsApp

WhatsApp y Facebook siguen estando en el filo de la navaja en lo que a privacidad se refiere. Tanto a la app de mensajería como a la red social se les ha criticado en muchas ocasiones el uso que hacen de los datos personales de los usuarios. Se ha puesto de manifiesto que la aplicación estrella de la mensajería instantánea no era lo que se dice segura en tiempos pasados. En el momento en el que fue comprada por Facebook las preguntas sobre cómo afectaría a la privacidad de los usuarios este hecho silenciaron cualquier otra. Y visto lo visto, está claro que no nos equivocábamos al hacerlas.

El pasado mes de agosto conocíamos que WhatsApp pasaba a ser propiedad de Facebook como ya se ha comentado. En su momento ya hablamos de cómo nos afecta como usuarios, mencionando que aunque ahora contaría con recursos ilimitados gracias a la red social, también sería más invasivo controlando nuestra actividad de escritorio y móvil. Los activistas pro privacidad se levantaron en armas contra algo así, y las críticas con respecto al mal uso de los datos de los usuarios han sido constantes.

Pues bien, según hemos podido saber gracias a Teknautas y la agencia de noticias AFP, WhatsApp ya no enviará datos de sus usuarios europeos a Facebook ante la riada de comentarios en contra y las preocupaciones de los usuarios en asuntos de privacidad. El digital cita un comunicado remitido por Facebook en el que podemos leer lo siguiente:

Como resultado de nuestras conversaciones con diversos organismos durante los últimos meses, hemos pausado temporalmente en Europa el uso de datos de usuarios de WhatsApp con fines de producto o publicitarios en Facebook, para darles la oportunidad de articular sus preocupaciones y analizarlas.

Las agencias europeas de protección de datos, principales responsables

El pasado mes de septiembre eran las autoridades de protección de datos alemanas las que bloqueaban la recolección de datos en el país germano. Según las propias autoridades teutonas, debería ser el propio usuario el que consintiera conectar su cuenta de WhatsApp con su cuenta de Facebook.

En cualquier caso, Alemania no ha sido el único territorio en hacer patente su preocupación. El conjunto de agencias europeas de protección de datos escribió una carta al CEO de WhatsApp, Jan Koum, expresando sus dudas sobre cómo podía afectar esto a los usuarios por los cambios realizados en las condiciones de uso y la política de privacidad del servicio.

Según se podía leer en dicho documento, se cuestionaba la privacidad de quienes no usaban los servicios de Facebook:

"...la validez del consentimiento prestado por los usuarios, la eficacia de los mecanismos ofrecidos por la compañía para que estos puedan ejercer sus derechos y los efectos que la compartición de datos podría tener además en aquellas personas que no son usuarios de ninguno de los servicios propiedad de Facebook".

Si bien la medida de WhatsApp para compartir datos con Facebook estaba destinada a intentar evitar el spam y convertir en algo más eficiente a la plataforma de anuncios de la red social, lo cierto es que la decisión de cara a la opinión pública no fue lo más acertado.

Las agencias europeas de protección de datos consideraban que esta nueva posibilidad iba más allá de lo que los usuarios habían aceptado en las condiciones de uso originales de la aplicación.

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?