Y al final, Twitter se queda con Twitpic

A principios de septiembre todo parecía apuntar a que Twitpic, un histórico servicio de alojamiento de imágenes otrora popular, iba a cerrar de forma insalvable. Dos semanas después de anunciar su inminente cierre la compañía anunciaba que una empresa la compraba y el servicio iba a continuar en el aire. Esto sucedía el 18 de septiembre.

Cuasi un mes después, justo el 16 de octubre, Twitpic publicaba otro comunicado para anunciar que lamentablemente el acuerdo de compra no había podido llevarse a cabo por cuestiones financieras, sin profundizar mucho más en los detalles, y el servicio cerraba inevitablemente. El acuerdo no había sido posible y el salvavidas al que se habían aferrado se había desvanecido.

Y Twitter se quedó con Twitpic

Hoy 25 de octubre, más de una semana después del anuncio, entonces sí, de cierre definitivo, la empresa ha anunciado en su blog la enésima y parece que final noticia: Twitter adquiere Twitpic.

Según explica en la bitácora del servicio el fundador de Twitpic, Noah Everett, la compañía de alojamiento de imágenes ha llegado a un acuerdo con Twitter mediante el cual se les cede tanto el dominio como todo el contenido del servicio con el objetivo de proteger a los usuarios y sus datos, sin hablar de dinero ni compra por ningún lado, lo que evidencia que no se trataría de una venta efectiva.

De este modo, y según indican, Twitpic pasará a estar en un modo de sólo lectura en el que podrán consultarse todos los archivos alojados pero no se podrán subir nuevos, las aplicaciones que el servicio tenía para iOS y Android serán eliminadas y el acceso a las cuentas continuará con el fin de que se pueda eliminar contenido, la cuenta completa o se puedan descargar todas las imágenes subidas.

Este seguramente es uno de los mejores finales que podía tener Twitpic, ya que la razón principal de su cierre anunciado en septiembre, según el propio Everett, era un requerimiento de Twitter para que abandonasen su solicitud de marca por entrar en conflicto con la de la compañía de San Francisco con la advertencia de que, si no se producía, su acceso a la API podía ser revocado.

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?