Las diferencias que pueden condicionar la elección entre Microsoft Office 2013 y Microsoft Office 365

Microsoft lanzó Office 365 que se suma a Office 2013 como suite ofimática de la compañía. Más allá de que una funciona como webapp y otra es la versión clásica del producto, ofrecen características muy similares. Entonces, ¿cómo saber por cuál decidirse? Te contamos las principales diferencias entre una y otra.

A los usuarios de la suite de ofimática de Microsoft se les ha presentado un problema nuevo. Antes tan sólo tenían que esperar a la clásica versión de ésta y decidir entre las versiones Home o Professional. La última versión del paquete ofimático clásico es Microsoft Office 2013 y viene con sus herramientas de siempre actualizadas. Es decir, una apuesta segura para todo aquel que esté acostumbrado a tratar con ellas.

Office 365 en la nube

Office 365 es la presentación de la suite ofimática en la nube

No obstante y de acuerdo a los tiempos que corren, Microsoft lanzó Office 365, una versión online de la suite que saca el máximo provecho a todas las virtudes de la nube. Cualquier usuario, por tanto, puede preguntarse qué diferencias va a encontrar entre el clásico formato de Microsoft Office 2013 y el novedoso Office 365 para realizar una elección acorde a sus necesidades.

¿Me lo compro o lo alquilo?

Microsoft ha seguido el ejemplo de Adobe y las suscripciones al software en el caso de Office 365. Esta suite online ofrece la posibilidad de pagar por el tiempo que lo vayas a utilizar con diferentes precios y posibilidad de acceder desde distintos ordenadores. Mientras tanto con la versión de siempre, la de Microsoft Office 2013, adquieres la licencia con su compra pero sólo la puedes utilizar en un equipo pero en lo que son las herramientas en sí no hay gran diferencia. Entonces, ¿qué aspectos pueden hacer inclinar la balanza en favor de un u otro?

Aspectos comunes de Microsoft Office 2013 y Office 365
  • Enfocados en el trabajo en línea con amplio abanico de opciones para colaborar y compartir.
  • Almacenamiento en OneDrive.
  • No permite la adquisición o alquiler de únicamente las herramientas que se necesiten.
Microsoft Office 2013 y Office 365 en la nube

Office 2013 y Office 365 explotan al máximo las capacidades de la nube

Ventajas de Microsoft Office 2013 frente a Office 365
  • Posees la licencia.
  • Puedes trabajar offline.
  • No se necesita proporcionar datos de pago si se prueba (la prueba de Office 365 requiere datos de pago por si luego se quiere usándolo).
Microsoft Office 2013

Office 2013 es la versión clásica de la aplicación con sus distintas herramientas renovadas

Ventajas de Office 365 frente a Microsoft Office 2013
  • Disponible donde se quiera y sin instalaciones.
  • Alquiler del software.
  • Office 2013 en un sólo equipo mientras que Office 365 puede ser utilizado en cinco ordenadores distintos.
  • Sesenta minutos de llamadas en Skype al mes.
  • Casi un tercio del precio Office 2013 por un año.
  • Mejoras y actualizaciones más frecuentes, y algunas exclusivas, en Office 365 que en Office 2013.
  • Mayor espacio de almacenamiento en OneDrive (7+20GB por los 7GB de Office 2013).
Office 365

Office 365 permite el trabajo en cualquier lugar mediante una conexión a la red

En resumidas cuentas...

Estas son las ventajas de uno y otro así como sus puntos en común. Como usuario valoraremos qué nos conviene más... Hay que tener aspectos en cuenta como el precio, puesto que la Office 2013 casi triplica la versión web pero a la vez el tipo de usuario que somos. Es decir, ¿somos capaces de funcionar con una misma suite ofimática durante más de tres años o nuestro trabajo requiere una continua actualización de las herramientas? ¿Somos conscientes que con la versión 365 vamos a depender de una conexión a Internet?

El acceso a la suite y nuestra necesidad de contar con la última versión de las herramientas son los factores más importantes a considerar.

Estos son los dos aspectos más importantes a tener en cuenta, además de las propias aplicaciones incluidas según el paquete que contratemos, de cara a pensar en una u otra opción, puesto que salvo estos dos importantes matices no hay grandes diferencias entre un producto u otro.

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?