Norton

Si los fallos en las actualizaciones de software son importantes, lo son mucho más cuando se trata de programas de seguridad, ya que si confiamos la seguridad de nuestro equipo a una herramienta y de repente se cuelga, nuestro ordenador queda a merced de los virus y de las amenazas externas.

Esto es lo que ha ocurrido con el último parche de seguridad de Norton Antivirus 2009 y Norton 360. Después de instalarlo, algunos usuarios se han encontrado con un funesto mensaje de error y que el programa se les cerraba automáticamente.

Symantec ha atribuido el fallo a un problema de reconocimiento de que la actualización se había realizado, que afectaba a equipos informáticos cuyos usuarios hubieran cambiado o toqueteado el hardware.

La compañía asegura que el problema solamente ha afectado a un 1% de sus usuarios. Ha detenido la distribución del parche y ha publicado en su sitio web una correción para descargar.

Fuente: PCPro

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?