¿Usas alguna de estas contraseñas? Si es así ya estás tardando en cambiarla

Muchos usuarios de distintos servicios online tienden a utilizar contraseñas demasiado predecibles para proteger sus datos. Descubre cuáles son esas y algunos consejos para que tu privacidad no quede al descubierto tan fácilmente.

Hace unos meses se publicó la lista de las diez contraseñas más fáciles de hackear y aunque ésta era divertida por lo tontas de algunas de ellas, venía a dejar patente que muchos de nosotros no nos tomamos demasiado en serio la seguridad de nuestros datos.

Secuencias correlativas de números, el nombre de nuestra ciudad de nacimiento o simplemente la palabra password (contraseña en inglés), dejan al alcance de cualquier persona con mala idea datos muy sensibles de nuestra privacidad, desde nuestro correo electrónico a la cuenta bancaria.

Contraseñas inseguras

Pero no sólo peca el usuario de a pie...
El botón rojo no estaba muy protegido

Pero lo alarmante no es que el pueblo llano peque de irresponsabilidad a la hora de proteger su privacidad. Recientemente se hizo público un documento que atestiguaba que para pulsar el famoso Botón Rojo el código que lo protegía era 00000000. Es decir, ocho ceros consecutivos eran el único obstáculo para que algo tan delicado como los misiles balísticos Minuteman, equipados con cabezas nucleares, saliesen de Estados Unidos hacia allí donde sea que apunten y desencadenasen un cataclismo planetario. Y así fue durante veinte largos años de Guerra Fría... Por suerte en 1977 se tomaron cartas en el asunto y el sistema de seguridad fue cambiado por uno más robusto.

El Top Ten de la inseguridad

Para evitar que desde nuestra cuenta de Twitter hasta la paz mundial puedan verse amenazadas, es necesario evitar contraseñas como las siguientes. Se trata del Top Ten de contraseñas totalmente desaconsejables:

  • El nombre de tu mascota.
  • Secuencias de números del tipo 0000, 1234 o 4321.
  • Nombre de tu equipo preferido.
  • Fechas importantes en tu vida como las de tu cumpleaños o aniversario de boda.
  • El nombre de alguno de tus hijos.
  • Nombre de tus vacaciones preferidas.
  • El nombre de tu madre, tu padre u otro familiar.
  • Nombre de tu pueblo de nacimiento.
  • Nombre de tu pareja.
  • Palabra password o contraseña como contraseña.

Consejos para una contraseña segura

Además de no escoger ninguna similar a las diez anteriores, para generar tú mismo una contraseña segura puedes combinar varios elementos. Por ejemplo, puedes tomar sílabas de dos palabras formando una sola... Y si la palabra resultante no existe, mucho mejor. Y no estará de más incluir caracteres como puntos o guiones además de números y alguna letra en mayúscula. No es tan difícil, ¿no?

Pero como solemos administrar más de una cuenta de usuario y una contraseña...

Algunos de nosotros administramos distintas cuentas de usuario en distintos servicios y, desde luego, es totalmente desaconsejable utilizar la misma para todos ellos. Pero claro, caemos en el peligro de aún siguiendo las pautas anteriores acabar creando un patrón similar para todas nuestras contraseñas. En ese caso, es mejor dejar la cosa en manos de expertos y recurrir a herramientas que generen contraseñas seguras para nosotros. Con Generador de Contraseñas y Gsena podrás crear en un momento contraseñas aleatorias pudiendo escoger incluso el número de caracteres.

Generador de contraseñas sirve para crear passwords seguras

Con programas como Generador de Contraseñas conseguiremos contraseñas robustas

No se trata de ningún esfuerzo titánico ni entraña excesiva dificultad conseguir una contraseña segura para nuestros datos. Al menos con estos simples consejos no quedaremos tan expuestos.

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?