Cómo funciona iTube

El funcionamiento de iTube se basa en la descarga de vídeos con su primera reproducción. Esto significa que basta con buscar el vídeo y reproducirlo para bajarlo al dispositivo móvil. Sus desarrolladores explican que de esta forma se ahorra ancho de banda y se consumen menos datos.

La gestión del archivo descargado luego se puede llevar desde la propia interfaz de la aplicación. Si consultamos en el historial de vídeos reproducidos veremos que en cada uno de ellos hay un botón en la parte derecha. Al pulsarlo se desplegará un menú desde el que podremos añadirlo a nuestra sección de favoritos, integrarlo en una lista de reproducción, reproducirlo en ese mismo instante, compartirlo o borrarlo.

Este funcionamiento es un poco diferente al de otras aplicaciones y clientes de descarga de vídeos de YouTube, como por ejemplo TubeMate, que se basan en la exploración del catálogo del portal de vídeos para seleccionar qué descargamos y qué no. También merece la pena mencionar que a diferencia de estas otras apps aquí no se nos permite extraer el audio por separado ni seleccionar un formato o calidad de la reproducción. En este sentido lo podemos considerar una desventaja.

Por otra parte, otra de las cosas que llama la atención en cuanto al funcionamiento de iTube la encontramos en la posibilidad de reproducir cualquier vídeo en segundo plano. Así podremos sin ningún tipo de problema seguir utilizando otras apps mientras escuchamos su audio. Se puede considerar una alternativa a la función, inexistente, de ripear la música y el audio de los vídeos.