Cómo funciona Microsoft Word

Toda página de Microsoft Word contiene tres partes básicas: el área de texto donde se va a escribir el texto, la barra de herramientas en la parte superior del texto y otra barra en la parte inferior con la herramienta de zoom o el contador de palabras entre otras opciones. Una vez abierto el documento nuevo se puede modificar el idioma si lo desea situándonos en la barra de la parte inferior del texto y seleccionando otro idioma distinto al español.

En la barra de herramientas de la parte superior del documento se pueden encontrar nueve pestañas diferentes que sirven para realizar todo tipo de modificaciones de estilo o formato del texto o para ver, revisar, guardar o insertar detalles. Pero cabe distinguir que para modificar el tipo de letra, el párrafo o el estilo del texto se debe seleccionar la pestaña de Inicio, es sin duda la pestaña fundamental y básica para que puedas trabajar con el programa.

En la pestaña “Insertar” encontrarás las opciones para añadir al texto toda clase de contenidos. Se pueden incluir tablas de diversos tamaños, importar imágenes almacenadas en tu disco duro o en línea, introducir gráficos, encabezados y pies de página, comentarios… Todo está clasificado en Tablas, Ilustraciones, Complementos, Multimedia, Vínculos, Comentarios, Encabezado y pie de página, Texto y Símbolos.

En la pestaña “Diseño” podrás escoger diferentes estilos y temas para el documento. En la pestaña “Formato” podrás configurar la página o los párrafos. “Referencias” es el lugar perfecto para introducir o modificar toda clase de referencias sobre el texto, ya sea con tablas de contenidos, notas al pie, citas bibliográficos… “Correspondencia” es una pestaña dedicada al trabajo con cartas, “Revisar” es la parte encargada de toda la ortografía y gramática y “Vista” te permitirá definir cómo quieres ver el programa en pantalla.