Fachada de un evento de presentación del iPad 3

La palabra jailbreak ha suscitado todo tipo de opiniones y sentimientos a lo largo de los años, desde la llegada del primer iPhone en 2007. Ciertos usuarios de Apple todavía desconocen por completo su existencia o los peligros que puede implicar, otros siguen siendo fieles defensores y otros sienten curiosidad pero no se han atrevido nunca a dar el paso por miedo o porque no están realmente seguros de su utilidad a día de hoy. Hoy vamos a explicar qué es exactamente el jailbreak, para qué sirve (o servía) este proceso de desbloqueo del sistema operativo de Apple e intentaremos resolver las dudas habituales que suelen surgir sobre este tema.

¿Qué es el jailbreak?

Una de las primeras cosas que nos pasan por la cabeza al pensar en un dispositivo con iOS es en que se trata de un sistema cerrado, muy controlado por Apple. Este hermetismo no permite que el usuario pueda instalar o desinstalar todo lo que quiera, modificar la estética de la interfaz o instalar un launcher, por ejemplo, más allá de las opciones de serie (que a día de hoy son muy extensas).

Como esto empezó a crear polémica desde el primer día, apareció el jailbreak de mano de hackers y desarrolladores independientes. Este término, traducible como "fuga de la cárcel", se emplea para nombrar el proceso que permite desbloquear ciertas características de los dispositivos Apple saltándose las medidas de seguridad del sistema para añadir funciones o modificar y cambiar opciones. Evidentemente, a lo largo de los años y según el avance de las versiones de iOS, los desarrolladores de Cupertino han ido mejorando la seguridad y cerrando cada agujero y vulnerabilidad que los hackers encontraban para abrirse paso y conseguir el jailbreak.

Uno de los jailbreaks históricos, para iPhone 4 y 3GS con iOS 5.1Uno de los jailbreaks históricos, para iPhone 4 y 3GS con iOS 5.1 / jailbreak editada con licencia CC 2.0

Tipos de jailbreak

Según el dispositivo y la versión de iOS que se tenga, han existido hasta tres tipos de jailbreak diferentes:

  1. Jailbreak tethered: este tipo de proceso prácticamente ha desaparecido ya que era muy incómodo. El jailbreak únicamente se instalaba en la memoria RAM del dispositivo de forma que había que conectarlo de nuevo al ordenador a cada vez que se apagara para reiniciar el procedimiento. Hasta entonces, quedaba inservible.
  2. Jailbreak semi-tethered: este sistema de jailbreak también requiere de conexión al PC a cada vez que se apague el dispositivo para recuperar las aplicaciones descargadas en Cydia (la principal tienda alternativa a la App Store) y el resto de modificaciones que se tengan. Sin embargo, hasta que se vuelva a conectar, el iPhone o iPad funcionará normalmente para navegar, llamar, gestionar el correo o utilizar aplicaciones de la App Store.
  3. Jailbreak untethered: es el mejor tipo de proceso ya que consigue instalarse por completo en el sistema y llegar a los niveles inferiores del software. Así, se puede apagar, reiniciar y encender el dispositivo iOS sin perder el desbloqueo.

¿Para qué sirve el jailbreak?

El principal objetivo de hacer jailbreak a un iPhone, iPad o iPod touch es modificar opciones que no permite el sistema operativo de Apple: añadir animaciones, cambiar fuentes, instalar aplicaciones más allá de las disponibles en la App Store, etc. Si se dispone de un dispositivo muy reciente como un iPhone 7, 8 o incluso un iPhone X puede parecer que el jailbreak es inútil ya que la personalización del sistema es ya mucho menos limitada que en los inicios de iOS y la
App Store es cada día más variada.

Sin embargo, más allá de la personalización, para algunos usuarios aún es útil para instalar y aprovechar Cydia. Se trata, aún a día de hoy después de más de 10 años, del centro de software para terminales con jailbreak por antonomasia. Permite proveer de todo tipo de software y modificaciones a través de repositorios. A diferencia de la App Store, incluye paquetes de pago gratuitos, sin protección por DRM, y todo tipo de software no aceptado ni supervisado por Apple.

Instalación de CydiaInstalación de Cydia

Desventajas de hacer jailbreak

Todo proceso realizado más allá de las reglas del fabricante tiene contras. El jailbreak no iba a ser menos. Enumeramos los principales peligros que uno puede afrontar si decide hackear su iPhone:

  1. En primer lugar, el dispositivo será más vulnerable a ataques, ergo, la seguridad será muy inferior. El software de Cydia no está sometido a los rigurosos controles de Apple y podría haber más de un archivo corrupto en busca de datos personales.
  2. Algunos usuarios se han quejado siempre de que la duración de la batería es inferior porque el jailbreak es un programa que está siempre está en marcha y las apps descargadas pueden estar menos optimizadas, aunque es difícil de demostrar.
  3. Se pierden las actualizaciones automáticas, evidentemente, ya que cualquier actualización por parte de Apple eliminaría el jailbreak del dispositivo. Esto puede ser una gran desventaja ya que cada actualización elimina errores, corrige vulnerabilidades y añade mejoras.
  4. Algunos servicios que necesitan del operador móvil podrían inhabilitarse como el pago con el iPhone o el uso del NFC.
  5. Aunque el proceso de jailbreak es mucho más seguro que en el pasado, siempre existe el riesgo de bloquear el terminal o incluso inutilizarlo por completo. Un daño en el sistema operativo puede provocar una pérdida total del control sobre el aparato

Para terminar, hay que añadir que muchos de los usuarios de la comunidad del jailbreak han ido abandonando su uso a causa de la implementación de cada vez más novedades en iOS de forma nativa. Hoy en día, puede considerarse como un proceso nostálgico, que ciertas personas siguen utilizando por mera costumbre y hay que pensarse mucho si vale la pena o no pasar por él.

Apple iPad 3 Event editada con licencia CC 2.0

Relacionados

Otros relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?