Tecnología PLC Apertura

La tecnología PLC (Power Line Communications) ha experimentado un desarrollo muy notable durante los tres últimos años. En este escaso período, la inmunidad frente al ruido presente en las líneas eléctricas y el rendimiento de los enlaces se han incrementado drásticamente, lo que permite la utilización de los adaptadores Powerline actuales, incluso, para transferir contenidos multimedia en alta definición y 3D.

Pero esto no es todo. Además, los fabricantes más comprometidos con esta tecnología han puesto a punto una amplia variedad de adaptadores, lo que la hace atractiva para un espectro mayor de usuarios. Esta innovación puede reemplazar las conexiones Ethernet y WiFi en algunos escenarios, pero resulta más interesante como complemento de ambas que como sustituta.

De hecho, lo que os proponemos en este práctico es que empleéis adaptadores PLC para ampliar la cobertura de vuestra red WiFi y, de esta forma, facilitar la conexión de aquellos dispositivos que están ubicados en zonas de vuestra casa a las que la señal inalámbrica llega muy debilitada o, sencillamente, no llega. Y es que el principal atractivo de esta tecnología reside en la posibilidad de utilizar la infraestructura eléctrica de cualquier domicilio como medio de transporte de los paquetes de datos que circulan a través de cualquier red doméstica.

Fabricantes de adaptadores PLC-WiFi

  • Belkin
  • Conceptronic
  • D-Link
  • Devolo
  • Hercules
  • Level One
  • Linksys
  • Netgear
  • Sitecom
  • TP-Link

Comienza planificando tu infraestructura

Paso 1. Determina tus necesidades

Lo primero que debemos hacer una vez que hemos decidido recurrir a la tecnología PLC para extender nuestra red doméstica es identificar el tipo de datos que vamos a transportar. El precio de los adaptadores PLC varía sensiblemente en función de su velocidad de transferencia, por lo que lo ideal es optar por aquellos dispositivos capaces de satisfacer nuestras necesidades y no obligatoriamente por los más rápidos.

Los fabricantes más comprometidos con esta tecnología suelen poner a disposición de sus clientes soluciones preparadas para transferir los datos a unas velocidades de 14, 85, 200 y 500 Mbps. Los adaptadores que trabajan a 14 Mbps están siendo descatalogados porque su rendimiento es demasiado comedido para resolver la mayor parte de los escenarios, pero los de 85 Mbps representan una buena elección para interconectar dispositivos entre los que no necesitamos desplazar grandes volúmenes de datos en un tiempo mínimo. Si queremos utilizarlos para navegar por Internet y acceder a nuestro correo electrónico, por ejemplo, estos receptores Powerline satisfarán nuestras necesidades y deberemos afrontar un desembolso comedido.

Tecnología PLC Apertura 1

Sin embargo, si vamos a desplazar grandes volúmenes de datos o necesitamos reproducir contenidos multimedia vía streaming, lo ideal es optar por adaptadores a 200 Mbps. Los más rápidos que podemos encontrar en el mercado alcanzan velocidades de hasta 500 Mbps y son perfectos para transferir vídeo en alta definición, jugar on-line y reproducir contenidos en 3D.

No obstante, como es lógico, su precio es el más elevado, por lo que solo os aconsejamos recurrir a ellos si estáis convencidos de que vais a sacarles el máximo partido. De lo contrario, apostando por los dispositivos a 200 Mbps ahorraréis dinero y resolveréis vuestras necesidades satisfactoriamente.

Paso 2. Los adaptadores más adecuados

Una vez que hemos determinado qué velocidad de transferencia de datos deben ofrecernos nuestros dispositivos Powerline tenemos que identificar cuál será la interfaz de conexión que emplearemos. Existen adaptadores que cuentan con uno o varios puertos Ethernet, otros que incorporan un punto de acceso inalámbrico que se comporta de una forma muy similar a un repetidor WiFi e, incluso, algunos que contemplan ambas opciones simultáneamente.

Los dos últimos tipos han sido diseñados para transportar los paquetes de datos a través de nuestra red eléctrica y servírselos a los dispositivos a través de una red inalámbrica convencional, por lo que no es necesario utilizar ningún cable. Eso sí, os aconsejamos que os cercioréis de que la red WiFi recreada por el dispositivo dLAN es compatible con el estándar 802.11n. De esta forma, podréis conectar sin problemas cualquier equipo de última generación dotado de esta interfaz.

Tecnología PLC Apertura 2

Los adaptadores equipados únicamente con puertos Ethernet resultan interesantes para conectar equipos fijos que no vamos a cambiar de ubicación, como PCs de sobremesa, impresoras de red o reproductores de Blu-ray Disc de última generación. Algunos modelos implmentan en su interior un conmutador Ethernet (switch), por lo que permiten la interconexión simultánea de varios dispositivos.

Sin embargo, si necesitamos enlazar ordenadores portátiles, tabletas o smartphones, por ejemplo, lo ideal es optar por un adaptador Powerline dotado de un punto de acceso WiFi 802.11n que nos permita prescindir de los siempre engorrosos cables. Un último apunte: estos últimos suelen ser sensiblemente más caros que los que únicamente incorporan salidas Ethernet.

Paso 3. Presta atención a las fases eléctricas

Las viviendas de gran tamaño y las dotadas de varias plantas, como los chalés unifamiliares o las casas rurales, suelen incorporan varias fases eléctricas. Por esta razón, una parte del tendido proporciona alimentación a algunas habitaciones y la otra, a las restantes.

Tecnología PLC Apertura 3

Si vamos a desplegar nuestra infraestructura PLC en una vivienda de este tipo, debemos tener esto muy presente. Y es que es posible que tengamos problemas para enlazar dispositivos conectados a adaptadores Powerline y enchufados en tomas eléctricas de fases diferentes. Por suerte, aunque en teoría podemos encontrarnos en esta situación, en la práctica es poco habitual. Nuestros paquetes de datos pueden «saltar» de una fase a otra siempre y cuando ambos tendidos eléctricos estén próximos en algún punto (a una distancia inferior a 10 cm).

Esta coyuntura es muy habitual, por lo que no es necesario que nos preocupemos en exceso, aunque, como os hemos explicado antes, es importante tenerlo en cuenta porque la conexión de dispositivos a través de fases distintas suele mermar sensiblemente la velocidad de transferencia de los datos. Y esta circunstancia en algunos escenarios puede ser contraproducente.

Paso 4. Ten cuidado con el ruido de la línea

El rendimiento de nuestros enlaces PLC puede verse comprometido seriamente por el ruido «inyectado» en nuestra infraestructura eléctrica. Y es que los parásitos presentes en la línea que se han ido sumando durante el transporte de la electricidad en un tendido que discurre a lo largo de decenas de kilómetros se suman a los introducidos por nuestros propios electrodomésticos. Incluso, también a los añadidos por los dispositivos de nuestros vecinos.

Como veis, el tendido eléctrico es un medio inhóspito, repleto de perturbaciones que pueden dar al traste con el rendimiento de nuestra red Powerline e incluso, dañar nuestro equipamiento audiovisual e informático. Este hecho difícilmente puede ser subsanado en lo concerniente a la red de datos dLAN, pero podemos proteger nuestros equipos con eficacia de los parásitos presentes en la red eléctrica utilizando sistemas de alimentación ininterrumpida (SAIs) equipados con un buen filtro de red.

Tecnología PLC Apertura 4

Las pruebas que hemos realizado durante los últimos años en nuestro Laboratorio nos han permitido comprobar que los electrodomésticos dotados de un motor eléctrico, como las batidoras, las licuadoras, los calefactores o los secadores de pelo, «inyectan» una gran cantidad de ruido en la infraestructura eléctrica. De esta manera, si los estamos utilizando y nos percatamos de que el rendimiento de nuestra red PLC decae sensiblemente, bastará dejar de emplearlos en ese momento para conseguir que los paquetes de datos vuelvan a fluir a la velocidad deseada.

Despliega en tu casa una red PLC con facilidad

Si habéis llegado a esta sección del práctico, debéis haber sopesado previamente cuáles son vuestras necesidades y qué tipo de adaptadores Powerline son los idóneos para subsanarlas. Así, en adelante veremos qué debemos hacer para desplegar nuestra red PLC con garantías.

Paso 5. Selecciona las tomas adecuadas

Tecnología PLC Apertura 5

Antes de conectar nuestros adaptadores a las tomas de corriente, debemos conocer varios escenarios que podrían dar al traste con la experiencia de usuario proporcionada por nuestra red. Lo primero que debemos saber es que es imprescindible conectar los adaptadores PLC a enchufes «desnudos» y no a regletas ni ladrones.

Y, sobre todo, en ninguna circunstancia debemos conectarlos a SAIs o regletas equipadas con un filtro de red, pues la circuitería de filtrado de estos dispositivos destruirá nuestros paquetes de datos y hará imposible la comunicación empleando la tecnología Powerline. Si es factible, también debemos evitar enchufar nuestros receptores PLC a tomas de corriente cercanas a otras en las que hemos enchufado cables de alimentación, pues su funcionamiento puede verse alterado por campos magnéticos que podrían provocar muchos errores en la transmisión de los paquetes y, así, recortar sensiblemente su rendimiento.

Paso 6. Fija el enlace y monitoriza tu red

Si hemos decidido desplegar nuestra red PLC empleando adaptadores con salidas Ethernet, lo único que debemos hacer es conectar un cable de red entre estos últimos y los equipos que queremos vincular. En esta tesitura, los paquetes de datos procedentes de nuestro router viajarán a través de la línea eléctrica y, cuando lleguen a los adaptadores Powerline, serán transportados hasta los equipos informáticos por el cable Ethernet. Es un proceso extremadamente simple y no debería conllevar ningún problema para nadie. No obstante, si hemos preferido instalar receptores equipados con un punto de acceso inalámbrico WiFi, tendremos que seguir unas pautas diferentes, pero en absoluto complejas.

Los adaptador PLC WLAN suelen incorporar, al menos, un botón que permite activar y desactivar la red inalámbrica, otro que sirve para habilitar la conexión de dispositivos mediante WPS y un tercer pulsador con el que activar el cifrado automático (este último suele estar presente también en los adaptadores Powerline que solo incorporan tomas Ethernet).

Tecnología PLC Apertura 6

Algunas soluciones, además, tienen un botón de reinicio que permite arrancar de nuevo el adaptador y, si fuese necesario, recuperar los ajustes de fábrica (en este caso es necesario mantenerlo pulsado durante al menos 10 segundos). La mayor parte de los dispositivos PLC han sido previamente configurados en la fábrica para utilizar por defecto el cifrado WPA2, que es mucho más seguro que el WEP, por lo que os aconsejamos que lo mantengáis activo.

A partir de este momento, el proceso de configuración varía de unos fabricantes a otros, pero no suele ser complicado. En cualquier caso, es importante que tengamos presente que muchos adaptadores cuentan con una interfaz web a la que debemos acceder para personalizar la seguridad de nuestra red y establecer los enlaces correctamente. Otros poseen una aplicación de monitorización, como dLAN Cockpit, de Devolo, que nos permite llevar a buen puerto esta tarea empleando una interfaz gráfica muy asequible.

También debemos tener en consideración que los adaptadores Powerline dotados de conectividad inalámbrica se comunican con los demás dispositivos empleando el protocolo TCP/IP, por lo que, al igual que cualquier otro equipo, necesitan una dirección IP propia que podemos asignarles manualmente utilizando la interfaz de configuración, o bien empleando el servidor DHCP del encaminador.

Paso 3. Una tecnología bastante segura

Como hemos apuntado en el paso anterior, los paquetes que se transfieren entre los adaptadores Powerline están cifrados. Para habilitar esta prestación lo único que debemos hacer es pulsar el botón de encriptación de cada uno de los receptores que conforman la red durante 1 segundo y en un lapso de tiempo total no superior a los 2 minutos. Este procedimiento nos permite evitar, por ejemplo, que un vecino que también cuente con adaptadores PLC acceda a nuestros datos.

Tecnología PLC Apertura 7

Como hemos explicado en la primera parte del práctico, los datos pueden «saltar» de nuestra fase eléctrica a la de nuestro vecino, pero este último no podrá insertar sus adaptadores en nuestra red si previamente hemos activado el cifrado. Podemos contemplar este proceso como una forma de notificar a nuestra red con precisión qué dispositivos Powerline tienen nuestro permiso para formar parte de ella.

Ventajas e inconvenientes de la tecnología PLC

Pros

  • Las redes dLAN son muy fáciles de desplegar y pueden implantarse sobre cualquier infraestructura eléctrica
  • Los adaptadores Powerline dotados únicamente de tomas Ethernet no requieren ningún proceso de configuración
  • El nuevo estándar dLAN a 500 Mbps ofrece un rendimiento muy elevado, perfecto para la transferencia de vídeo en alta definición y en 3D
  • Goza de una latencia baja

Contras

  • El precio de los adaptadores PLC es aún elevado
  • El rendimiento de la red dLAN puede verse seriamente mermado en tendidos eléctricos en los que hay presente mucho ruido
  • La compatibilidad de los distintos modelos de adaptadores Powerline es baja, especialmente si pertenecen a diferentes fabricantes

Glosario de términos

  • dLAN (Direct Local Area Network): Esta tecnología permite la instalación de una red informática empleando como medio de transporte la infraestructura eléctrica presente en cualquier vivienda u oficina.
  • PLC (Power Line Communications): Conjunto de tecnologías que facilitan la transmisión de datos a alta velocidad empleando para ello las líneas eléctricas convencionales.
  • Powerline: Este término anglosajón se utiliza para identificar a cualquier dispositivo que recurra a una línea de alimentación eléctrica para su puesta en marcha. Los dispositivos que hacen las veces de interfaz en las redes PLC entre la infraestructura eléctrica y el equipamiento informático suelen denominarse adaptadores Powerline.
  • SSID (Service Set IDentifier): Este identificador forma parte de todos los paquetes de una red WiFi y permite conocer su pertenencia a esa infraestructura inalámbrica para que sean entregados al nodo correcto.
  • WEP (Wired Equivalent Privacy): Algoritmo de cifrado utilizado en las primeras redes WiFi relativamente fácil de vulnerar. Por esta razón, actualmente su uso está desaconsejado.
  • WLAN (Wireless Local Area Network): Red de área local que recurre a tecnologías inalámbricas de transmisión de datos.
  • WPA/WPA2 (Wi-Fi Protected Access): Tecnología de cifrado empleada habitualmente en las redes inalámbricas actuales por su gran robustez. Corrige con eficacia las deficiencias de WEP y es difícil de vulnerar.
  • WPS (Wi-Fi Protected Setup): Conjunto de mecanismos de seguridad que facilitan la creación de una red inalámbrica fiable mediante la simple pulsación de un botón o la ejecución de una sencilla utilidad de software en los dispositivos que queremos integrar en la infraestructura WiFi.

Relacionados

Otros relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?

Desconectado

Desconectado