Amour Sucré

Amour Sucré pretende que te olvides de la posición cruel que la sociedad por acción u omisión reserva a las mujeres y propone un entretenimiento superficial

9/10 (9 Votos)

Manda huevos que por azar tenga que escribir sobre Amour Sucré el Día Internacional de la Mujer Trabajadora, no podía ser más contradictorio. Porque veamos, este es un juego sexista y un insulto a la inteligencia humana durante cualquier día del año, pero hoy más. Este es un juego para chicas (no lo digo yo, el juego se dirige al jugador siempre como chica) en el que como muchacha recién llegada al instituto Corazón de Melón o Sweet Amoris, según el idioma, tu misión es ligar con un montón de tíos y encontrar la pareja ideal. Paren las rotativas.

Asume el rol de mujer que la historia ha reservado para ti

Supongo que es para casarte, encargarte de la casa y darle un montón de hijos al hombre que proveerá con el sudor de su frente y te mantendrá. Los desarrolladores del juego deben haber pensado que esta es la aspiración de toda mujer, quizá porque lo crean a pies juntillas, quizá porque haya calado en su psique ese mensaje rancio y obsoleto con el que durante siglos se ha machacado desde diferentes estamentos de poder social.

Los mozos con los que tienes que ligar son, entre otros, Castiel, Ken, Nathaniel o Dimitry. En condiciones normales diría que es porque los dibujos manga y anime nunca me han gustado demasiado, pero objetivamente estos tíos son más feos que una nevera por detrás. Si a esto le sumas que parece que se esfuercen en mantener una estética que podemos estar todos seguros que avergüenza a sus abuelos, me extraña que las chavalas intenten ligar con ellos en vez de dedicarse a estudiar algebra, griego antiguo o literatura comparada como si no hubiese un mañana.

Los pretendientes son más chungos que un Cristiano Ronaldo de Hacendado.

Debes de mantener con ellos diálogos vacíos de contenido que no aportan nada al desarrollo de tu personalidad. Y no es que crea que hay que hablar todo el rato sobre la oratoria de Demóstenes o de la Teoría de Cuerdas como si fuéramos unos gafapastas estirados, lo que pasa es que hablar de anormalidades con un videojuego que además es un sacacuartos con compras integradas lo único que hace es idiotizar al personal.

Hablando de compras integradas, esto es lo mejor: al cabo de la jornada puedes llevar a cabo diferentes acciones pero que cuestan créditos. Estos se vuelven a recargar al día siguiente, pero siguen sin ser todo el rato suficientes para que puedas ligar con más rapidez. Es decir, que si quieres provocar más situaciones de conquista amorosa que incluyen comprarse vestiditos y maquillarte, gástate los euros. No se te ocurra hablar de tus aficiones, dar tus opiniones sobre cualquier asunto de actualidad o comentar la película que viste anteayer. Eso no es lo suficientemente superficial y tú lo que quieres ser es una chica florero.

Diferentes finales, diferentes torturas

Y por si fuera poco el juego tiene diferentes finales… ¿No hay ya demasiados con uno? Pero lo mejor de todo es que he descubierto que hasta hay una legión de usuarios en Tumblr que siguen este esperpento, participan en su Wiki y comparten trucos para superar todos los episodios, donde al parecer los 31, 32, 33 y 34 son los más chungos.

Veamos, que a mí lo de palabras como heteropatriarcado y demás términos de nuevo cuño con el que a más de uno y una se le llena la boca en Twitter me dan exactamente igual. Lo de qué es el machismo ya me lo enseñaron en casa aunque reconozco que día a día me sorprendo por las nuevas formas que adopta… pero éste no es el caso, éste es un clásico caso de caspa.

En fin, que no seré yo quien diga que nadie juegue a esto, que igual me estás leyendo y va y te mola este tipo de videojuego independientemente del argumento. Si es así disfrútalo si puedes (es que al margen del contenido es lento y aburrido).

Requisitos e información adicional:
  • Requisitos mínimos del sistema operativo: Windows 8.1.
  • Ofrece compras integradas.
Beemoov
Hace más de un año
Este año
30,7 MB

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?

Desconectado

Desconectado