Cómo instalar Vidmate

La instalación de Vidmate es un método para el cual no se necesitan conocimientos específicos. De hecho, esta práctica herramienta de descarga debe ser instalada de la misma manera que cualquier otra aplicación. El primer paso que debes dar es descargar su archivo de instalación, o APK. Puedes obtenerlo desde su página web oficial o usando el enlace que tienes a continuación.

Si te decantas por la segunda opción, accederás a la ficha de Vidmate en Malavida. Entonces, pulsa en Download para dirigirte a la página de descarga.

Página de descarga en MalavidaPágina de descarga en Malavida

De nuevo, pulsa en Download. Esta vez, iniciarás la descarga de la aplicación.

Iniciar descarga desde MalavidaIniciar descarga desde Malavida

Una vez la descarga se haya completado, toca sobre Open para abrir el archivo APK directamente desde el navegador. Recuerda que también está disponible en la carpeta Downloads, en el sistema de archivos de tu teléfono.

Abrir APK recién descargadoAbrir APK recién descargado

En la ventana emergente que verás a continuación, escoge Install para empezar la instalación de Vidmate.

Iniciar instalación del APKIniciar instalación del APK

Si recibes el mensaje App installed, significa que la instalación se ha completado correctamente. Usa Open para abrir Vidmate inmediatamente o Done para hacerlo más tarde.

Finalizar instalación de la aplicaciónFinalizar instalación de la aplicación

Recuerda que tienes disponible esta aplicación, que acabas de instalar, en los sitios habituales, como el cajón de aplicaciones. Es posible que, según la configuración de tu lanzador, también se haya creado un acceso directo en la pantalla de inicio.

Vidmate instalado en AndroidVidmate instalado en Android

Después de seguir estos pasos, Vidmate estará correctamente instalada en tu dispositivo. A partir de ahora, la puedes usar para obtener contenido desde diferentes fuentes. Gracias a su navegador, Vidmate permite descargar archivos multimedia en infinidad de sitios de Internet, siempre y cuando dispongan de un reproductor multimedia compatible. No olvides asegurarte de que el contenido que obtienes no está protegido por derechos de autor.