Whack Your Teacher, el juego de la polémica entre el profesorado español

Nadie pone en duda la existencia de videojuegos con grandes dosis de violencia. Cada año leemos y escuchamos críticas a algunos de los juegos más populares entre la juventud, véase la saga Grand Theft Auto, por sólo nombrar un ejemplo, que supuestamente fomentan comportamientos violentos entre sus jugadores.

Pero no todos los títulos que hacen temblar a los miembros más alarmistas de la sociedad pertenecen a grandes franquicias de videojuegos, sino que hay otros desarrollados por estudios mucho más pequeños, que también logran hacerse un nombre, sobre todo por sus altas cuotas de crueldad y ensañamiento.

Don't Whack Your Teacher: acaba con tu profesor de la manera más violenta

Este es el caso de Don't Whack Your Teacher, en algunos sitios disponible como Whack Your Teacher, o Golpea a tu Profesor/a como se ha traducido al castellano. Se trata de un juego flash del año 2010, originalmente alojado en la web de juegos Box10, en el que el usuario encarna a un estudiante que acude al despacho de su profesor para recibir una reprimenda.

El chaval se sienta a escuchar como el profesor le lee la cartilla mientras imagina cómo acabaría con él. Aquí es donde comienza la interacción del usuario, que dispone de más de una decena de objetos para poder golpear, apuñalar o cortar salvajemente al profesor: desde una grapadora hasta un bate de béisbol, pasando por una silla, unas tijeras o un paraguas.

Como podéis comprobar en el vídeo, cada escena del juego, diseñado en una escala de grises que sólo se ve alterada por la sangre roja que brota del maltrecho docente, siempre acaba con la muerte violenta del profesor, mientras el estudiante se marcha del despacho con la cara satisfecha por el deber cumplido.

El Defensor del Profesor pide la retirada del juego

Como no podía ser de otra manera, el Defensor del Profesor de ANPE (Asociación Nacional de Profesorado Estatal), mediante un comunicado de prensa, ha solicitado la retirada del juego Whack Your Teacher, por considerar que contribuye a degradar el prestigio de un colectivo que tiene como objetivo principal formar ciudadanos en un clima de convivencia, libertad, tolerancia y responsabilidad.

Para ANPE es vergonzoso y repugnante que haya individuos que sean capaces de diseñar un vídeo [videojuego] de estas características, demostrando una irresponsabilidad y una falta de sensibilidad de considerables dimensiones.

El juego ha sido inmediatamente retirado de su web original y de algunos otros sitios de juegos flash que también tenían el título alojado, pero sigue estando disponible en muchas otras webs que podréis encontrar con una simple búsqueda en Google si no habéis tenido bastante con el vídeo.

Golpea tu Profesor/a no es única en su especie

Obviamente entendemos la polémica generada por el juego, pero habría que tener en cuenta que Whack Your Teacher no es el único juego de esta naturaleza y hasta ahora no se había levantado tanta polvareda al respecto de otros juegos que incitan igualmente o incluso más a la violencia.

Whack Your Ex

Como os podéis imaginar por el nombre, Whack Your Ex, de exactamente la misma estética que Golpea a tu Profesor/a, es un juego en el que el usuario puede descargar toda su ira causada por una ruptura sentimental con todo tipo de acciones sangrientas y denigrantes. El usuario puede decidir si encarnar a la mitad masculina o femenina de la pareja y vengarse de su exnovio o novia con toda clase de humillaciones.

Whack Your Boss

Igual que antes y con exactamente los mismos gráficos que Golpea a tu Profesor/a, en Whack Your Boss es tu jefe el que debe sufrir todo el enfado que descargas sobre él. Tienes hasta 24 métodos diferentes para acabar con la vida de ese hombre trajeado que viene a hacerte la vida imposible y dejar tu autoestima como trabajador por los suelos al recordarte que no sabes hacer nada bien.

Whack The Thief

En este caso el personaje que acaba apaleado quizás es el que más se lo merezca de todos los juegos que hemos visto hasta ahora. En Whack The Thief tendrás que usar todos los objetos a tu alcance para acabar con la vida de un ladrón que se ha colado de noche en tu casa. Podrás quemarle vivo, ahogarle con una bolsa de plástico o clavarle un destornillador en la frente, entre otras muchas acciones. Casi nada.

Whack Your PC

A diferencia de los juegos anteriores, Whack Your PC o Whack Your Computer seguramente no tenga ninguna asociación que pueda denunciarle por algún tipo de maltrato, pero sigue la misma estela que los juegos anteriores. Ahora será el ordenador del protagonista, que no deja de jugarle malas pasadas, sobre el que recaerá todo la furia y rabia del jugador.

Parece complicado que, tras jugar a cualquiera de estos juegos, a alguien se le ocurra matar a su jefe a martillazos, tirar su portátil por la ventana o urdir una venganza humillante para su expareja. Se trata sólo de entretenimiento, aunque hay que reconocer que en algunos casos quizás se haya llevado demasiado lejos.

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?