Tengo que confesar que me soy un aficionado a los videojuegos, principalmente de ordenador, aunque también he echado alguna partidita con mi PS2. El otro día, con la aparición de UEFA EURO 08, me detuve a pensar sobre los juegos de fútbol y lo que yo esperaba de ellos.

Football Manager 2008

Quiero empezar diferenciando y separando un poco los juegos del deporte rey. Por un lado están los managers, donde todo se centra en los despachos y por otro los que te meten dentro del campo a controlar tu mismo al equipo. Reconozco que me gustan los dos estilos de juego, pero considero que no son comparables, ya que nos ofrecen cosas muy distintas.

Fifa Manager 08

En lo que se refiera a managers tengo especial debilidad por la serie Football Manager. Esta serie tiene mucha historia, ya que antes era conocida como Championship Manager y un cambio de empresa y un tema legal hizo que sus creadores tuvieran que cambiar el nombre. Football Manager me parece el manager de fútbol más completo. Creo que el ejemplo claro de este juego en la vida real lo tenemos con los equipos ingleses de fútbol, por ejemplo Sir Alex Ferguson, en el juego tomaríamos exactamente un papel parecido al del entrenador del Manchester. Todo lo técnico y deportivo está en nuestras manos, dejando de lado otros temas que si tratan otros juegos pero que se alejan de la realidad, como ampliaciones de estadio y merchandising. La cantidad de ligas, divisiones y jugadores en su base de datos es realmente grande y extensa y creo que la más realista de todos los juegos que podemos encontrar. Sin duda, su punto flaco es su diseño, ni los gráficos ni los sonidos están acompasados a los tiempos que corren y eso hace que muchos posibles nuevos usuarios no se acerquen a él. En este juego no podemos tomar parte de los partidos directamente, solo podremos realizar cambios en las tácticas y de jugadores, cómo en la vida real vaya.

Pero no solo de Football Manager vive el mundo de los Managers. FIFA Manager es una opción mucho más llamativa y acorde, técnicamente con los tiempos que corren y que abarcan muchos más aspectos, ya que permite controlar todos los aspectos de un club de fútbol, cómo si fuéramos el presidente y además permite jugar los partidos controlando solamente a un único jugador. Otros nombres como Championship Manager actual o Manager de Liga son opciones con menos éxito pero que pueden hacer las delicias de muchos aficionados.

En fin, me quedo con Football Manager aunque le daría una nueva imagen, con un diseño renovado y que no parezca que estoy en una página web, además de añadir sonidos que lo hagan más ameno. Quitando eso, todo lo demás me parece el juego perfecto, lo tiene todo, es una simulación casi perfecta de lo que sería ser un manager en un equipo de fútbol.

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?