Cómo usar Daemon Tools y cómo funciona

Usar Daemon Tools es muy sencillo. Una vez instalado y abierto tienes una Home con acceso directo a todas las funciones. Estas mismas funciones se pueden encontrar en el menú del margen izquierdo representadas por iconos. Haciendo clic en cualquiera de estas funciones accedes a esa tarea en concreto.

Lo más habitual es que quieras usar Daemon Tools para montar imágenes ISO. Para hacerlo puedes hacer clic sobre Drives o sobre la opción Quick Mount que hay en la parte inferior de la interfaz. En esta parte inferior es donde podrás ver todas las unidades que hayas creado y qué imágenes tienen cargadas. Haciendo clic sobre esas imágenes accedes directamente a su contenido.

Otra función muy buscada es la de crear tus propias imágenes ISO. Para eso está la sección Image Editor. Además hay otras secciones como un organizador de imágenes que usas habitualmente para tenerlas siempre a mano, la función de grabación para poder quemar esas imágenes creadas en discos ópticos si fuera necesario, otra para crear archivos VHD, TrueCrypt o discos RAM, y hasta una herramienta para crear memorias USB autoejecutables. Además tienes una sección de configuración y otra de licencias para gestionar tu tipo de cuenta. Por cierto, dispones de un buscador interno por si no encuentras la herramienta idónea.

En función de la opción que elijas las opciones disponibles serán unas u otras. Debes tener en cuenta que la versión gratuita apenas permite montar unas pocas imágenes y poco más, la gran mayoría de funciones solo serán desbloqueadas si pasas por caja.