Gafas de realidad virtual

Una gran parte de Internet, en torno al 37% está compuesta de porno según un estudio de 2013 publicado por la BBC. No, no te hagas el despistado... en Internet hay porno. De hecho he de reconocer que a mí me sorprende que sólo sea el 37%. Con este dato en la mano (inserta aquí tu chiste fácil) hay quien evidentemente ha visto la posibilidad de lanzarse al desarrollo de gadgets que mejoren la experiencia del usuario.

Es el caso de la empresa que se ha lanzado a desarrollar eJaculator, un juguete sexual basado en realidad virtual con un nombre que deja poco a la imaginación y que está orientado al público masculino.

El juguete sexual para hombres de realidad virtual

¿Pero qué es eJaculator? ¿Es un simple aparato para proporcionar placer al sujeto masculino que surfea la web en busca de abrazos y besos? No, puesto que este gadget se conecta a unas gafas de realidad virtual y permite controlar la experiencia.

Seguro que te estás preguntando, por mera curiosidad, cómo funciona el invento. Pues lo hace a través de una aplicación que se descarga, se conecta con eJaculator y permite navegar por una serie de contenidos de un montón de rombos (si no sabes lo que son los rombos posiblemente no tienes edad para esto). A través de unas gafas de realidad virtual se visionan y el gadget, situado en su sitio correspondiente, reproduce estímulos acordes a lo que se está viendo.

También te puede interesar: Gadgets que usan tu semen

¿Cuándo puedo comprar eJaculator y a qué precio? Es para un amigo, ¿eh?

Bueno, el artilugio está ahora mismo buscando financiación en Indiegogo pero ya puedes adquirirlo en torno a 125$ más gastos de envío. Hay más opciones que complementan el paquete básico a precios superiores.

eJaculator se presenta como un dispositivo llamado a revolucionar el porno online. De hecho parece diferir bastante de los típicos aparatos como aquel mítico Orgasmatron que se anunciaba a mediados de los 90 en la última página de Micromanía y que carecían del componente interactivo.

En la humilde opinión del que suscribe, y sin olvidar que allá cada cual, esto debería ser un complemento por si tu(s) pareja(s) no te puede(n) atender en un momento dado o simplemente para disfrutar más de tus momentos íntimos en la red. En ningún caso un sustituto... en ese caso siempre es mejor bajar al bar y relacionarse como humanos normales. A veces te llevas agradables sorpresas.

Mauricio Pesce editada con licencia CC 2.0

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?