Android Samsung Galaxy S9

Allá por 2010 (en el Pleistoceno, más o menos) los terminales Android no contaban con grandes capacidades de almacenamiento, especialmente en la gama de entrada. Por aquella época había que recurrir a trucos bastante descabellados para tener memoria adicional, aunque a veces no había más remedio que desinstalar aplicaciones para liberar espacio. Hoy en día, con las enormes memorias internas que se pueden ver (especialmente en teléfonos gaming, algunos con cientos de GB de almacenamiento) ya no es tan habitual que esto suceda. Ahora bien, que no sea tan habitual no quiere decir que no ocurra en absoluto. Si algo han hecho estas ingentes cantidades de memoria es convertirnos en acumuladores de apps.

Una gran mayoría de los usuarios tiene en sus teléfonos móviles muchas más aplicaciones de las que necesita, lo que significa que en ocasiones puede acabar llenando la memoria de su teléfono entre las instalaciones masivas, fotos, vídeos y etcétera. Para poder desinstalar aplicaciones en Android contamos con tres métodos, que pasamos a ver a continuación.

Cómo desinstalar aplicaciones desde el menú Ajustes

Esta, al igual que la siguiente forma de hacerlo que veremos, resulta un tanto farragosa. Eso sí: funciona en todos los terminales y en todas las versiones de Android. En primer lugar ve a la ruta Ajustes > Aplicaciones. Allí encontrarás una lista con todo lo que tienes instalado; del sistema y por tí.

Cómo desinstalar apps desde los ajustesCómo desinstalar apps desde los ajustes

Ahora busca en la lista la app que quieras eliminar, pulsa sobre ella y se abrirá una ventana con información detallada. Desde ahí verás dos botones. En uno de ellos puedes leer "Desinstalar". Pulsa sobre él y el sistema operativo se encargará del resto. La aplicación se borrará en cuestión de segundos y volverás al menú Aplicaciones. Desde ahí puedes repetir el proceso tantas veces como lo creas necesario.

Cómo desinstalar aplicaciones desde Google Play Store

Este método pasa desapercibido para bastantes usuarios, pero lo cierto es que se puede recurrir a Google Play para eliminar aplicaciones que ya no usamos. En su interior se puede eliminar una app de dos maneras.

La primera de ellas pasa por usar el buscador para encontrar la que quieres eliminar. Después entras en su página de la tienda y pulsas el botón "Desinstalar"; Play Store y tu terminal se encargan de todo a partir de aquí.

Desinstalando apps a través de Google PlayDesinstalando apps a través de Google Play

La segunda de ellas pasa por, nada más entrar en Google Play, ir a Mis aplicaciones y juegos. Allí accederás a una lista de todas las apps que has instalado tú mismo en el terminal; las que sean del sistema no estarán presentes. Desde ahí podrás entrar en la página de la tienda de cualquiera y desinstalarla tal y como te acabamos de describir.

Cómo desinstalar aplicaciones usando el launcher

En los de las últimas versiones de Android y en los launchers de terceros como Nova Launcher puedes desinstalar aplicaciones desde el propio lanzador. Para hacerlo sólo tienes que realizar una pulsación larga sobre cualquier aplicación que quieras eliminar.

Desinstalando apps desde el launcher stock de SamsungDesinstalando apps desde el launcher stock de Samsung

Aparecerá un menú flotante con varias opciones. Selecciona la opción "Desinstalar" y desaparecerá del sistema operativo. Es la manera más simple y más rápida; la que menos quebraderos de cabeza genera.

Algunas cosas a tener en cuenta

Es posible que con tu terminal llegasen preinstaladas algunas aplicaciones que nunca vayas a utilizar. En algunos casos se te permitirá eliminarlas, pero en otros sólo deshabilitarlas. Es lo que se conoce como aplicaciones del sistema, que requieren de permisos root para ser desinstaladas y que pueden provocar comportamientos extraños del dispositivo.

Ejemplo de una app del sistema deshabilitadaEjemplo de una app del sistema deshabilitada

El proceso de rootear viene a querer decir que te conviertes en el "administrador" del sistema operativo de tu teléfono. Permite que el usuario pueda hacer virtualmente lo que quiera con su máquina (e incluso llevarla un paso más allá en temas de rendimiento si así lo desea), pero también entraña sus riesgos. Es una práctica que está cayendo en desuso. Por último, debes saber que si desinstalas alguna aplicación que hayas comprado no tienes que volver a adquirirla de nuevo. Google Play guardará tu compra y te permitirá descargarla cada vez que lo necesites.

Los mejores trucos para Android

Otros relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?