Correos atascados en bandeja de salida: solución en Gmail

Cuando pulsas el botón enviar en Gmail, los mensajes se trasladan a la bandeja de salida, donde permanecen hasta que se completa todo el proceso de envío. Sin embargo, es posible que en algún momento un correo se quede atascado allí. ¿Por qué sucede eso? ¿Cuál es la solución? En esta guía damos respuesta a estas preguntas.

El problema más común: fallo en la conexión a Internet

El problema más habitual que provoca que los correos no salgan de la bandeja de salida es la falta de conexión a Internet. En primer lugar, abre la cortina de notificaciones y verifica si está activa la conexión Wifi o los datos móviles. También debes cerciorarte de que el modo avión no ha sido habilitado.

Comprobar conexión a la redComprobar conexión a la red

Otra comprobación importante que debes llevar a cabo es verificar si Gmail no tiene restringida la conexión a Internet. Abre el apartado App info para continuar.

Información de la aplicaciónInformación de la aplicación

Accede a Mobile data & Wi-Fi.

Opciones de redOpciones de red

Asegúrate de que las distintas opciones están configuradas tal y como ves en la siguiente imagen.

Activar todos los permisosActivar todos los permisos

Otro modo de saber si realmente hay un problema de conexión es abriendo la bandeja de salida en Gmail.

Comprobar correos salientesComprobar correos salientes

Si no hay conexión, Gmail te avisará. Es posible usar el comando Retry para pedirle a la aplicación que vuelva a intentarlo.

Falta de conexión para enviar correosFalta de conexión para enviar correos

Si crees que todo está en orden y realmente cuentas con conexión a Internet, prueba a reiniciar el dispositivo. También es recomendable buscar actualizaciones o usar el cliente web para enviar el correo como alternativa.

Otros problemas que te impiden enviar correos

Hay otros problemas que pueden causar que tus mensajes no salgan de la bandeja de salida. Por ejemplo, puede que quieras enviar un archivo adjunto de más de 25 MB. Si usas un cliente de terceros, es probable que permita adjuntar ficheros de gran tamaño. En ese caso, el correo nunca se enviará. Sin embargo, si empleas las aplicaciones oficiales de Gmail, estas no te permitirán añadir un documento de más de 25 MB, el límite establecido por Google.

Por otro lado, quizá haya un problema con el servidor. Gmail también puede fallar y caerse. Y lo mismo sucede con los servidores de otros proveedores. Si el error proviene del servidor remoto, tu única opción es esperar a que el problema se solvente.