Imagen del Samsung Galaxy S6

La llegada de Satya Nadella al timón de Microsoft hace algo más de un año, ha redefinido por completo la estrategia comercial del gigante informático con sede en Redmond. Se puede decir que ha dejado de mirarse el ombligo y nadar en la autocomplacencia de saberse una empresa que cambió la informática en el pasado, para tratar de competir en un presente y futuro en el que le han adelantado por la derecha.

Parte de la nueva táctica diseñada por Nadella, pasa por hacer hincapié en la expansión de la marca a otras plataformas más allá de las propias. Es decir, por la expansión hacia iOS y Android. Por esta razón Microsoft habría llegado a un acuerdo con Samsung para formar parte del software integrado en el que será sin lugar a dudas uno de los teléfonos Android más populares (si no el que más) de este 2015: el Galaxy S6.

Lanzamiento y precio de Samsung Galaxy S6 ¿1050 euros y el 13 de abril?

A la conquista de Android

Al parecer, tal y como informa Sam Mobile, este teléfono incluiría entre su software preinstalado las apps Skype, OneDrive, OneNote y Microsoft Office Mobile, incluyendo esta última una suscripción gratuita a Office 365. Es más, Samsung incluso estaría considerando retirar las suyas.

En los últimos meses hemos visto como en Microsoft se han lanzado distintas aplicaciones tanto para iOS como para Android, a fin de ganar visibilidad entre estos usuarios. Sin embargo parece que en Redmond tienen claro que la plataforma de la que más pueden pescar futuros usuarios es la del androide.

No en vano se ha apostado por invertir dinero en empresas como Cyanogen, conocida por haber diseñado uno de los mods más famosos de Android. Se interpreta como un paso en arrebatar un pedazo de Android a Google, quizá por el tipo de usuario de este sistema operativo así como por el tipo y filosofía de producto que ofrece Microsoft.

Pero la intención va más allá puesto que se trata de fidelizar a un usuario de Android en los servicios de la compañía, apartándolo de los de Google. Hay que tener en cuenta que gran parte de ellos aunque usen Android en el móvil en sus ordenadores usan Windows, por lo que se trata de hacerles llegar a la conclusión que si se han acostumbrado a utilizar servicios de Microsoft sincronizados con su PC, ¿no será mejor entonces acabar haciéndose con un Windows Phone?

Se desconoce los detalles del acuerdo que se habría firmado con Samsung, pero llama la atención que estos detalles se conozcan justo en la semana en la que ambas empresas anuncian haber puesto fin a la disputa que por uso de patentes llevaban arrastrando desde el año 2011.

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?