Qué es BlueStacks y para qué sirve

BlueStacks es uno de los emuladores de Android para ordenador más populares, si no el que más. En esencia, es como tener una tablet o un teléfono virtual en tu ordenador (ya sea un Mac o un PC) de modo que puedas usarlo para utilizar todo tipo de aplicaciones diseñadas para el sistema operativo del robot verde desde tu computador.

Sin embargo, el uso por el que es más conocido BlueStacks no es otro que jugar a videojuegos para móviles en el PC, usando un mando o la combinación tradicional de teclado y ratón. De hecho, los juegos son la especialidad de BlueStacks. Gracias a su sistema de pestañas, incluso podremos tener abiertos varios juegos a la vez.

Hay que tener en cuenta que BlueStacks cuenta con una conexión directa con Google Play para que puedas descargar todo lo que necesites, aunque también puedes recurrir a servidores externos (como el nuestro) para hacerte con los archivos APK que necesites. Puedes incluso cargar los tuyos propios, si eres desarrollador de aplicaciones para Android.

En esencia, BlueStacks es como tener un dispositivo Android, con todas sus funcionalidades replicadas, en la pantalla de tu PC. No es el único en su especie (ahí están AndyOS y Nox, por poner dos ejemplos de su competencia más directa), pero como hemos dicho más arriba es sin duda uno de los más utilizados a nivel mundial.

No obstante, tener instalado un emulador como este en tu ordenador tiene sus ventajas: ¿quieres probar una aplicación y no te fías de instalarla en tu teléfono? BlueStacks te ofrece un entorno controlado donde hacerlo. ¿Quieres seguir con tu progreso en tus juegos móviles favoritos sin devorar la batería de tu terminal? Con BlueStacks podrás seguir jugando cómodamente sentado delante de tu PC. Es la mejor opción para disfrutar de tus contenidos Android favoritos sin tener que recurrir a un dispositivo físico.