Las aventuras gráficas vivieron su edad dorada durante los primeros años 90, compañías como LucasArts, Sierra y otros nos ofrecían juegos de gran calidad, pletóricos de puzzles y de interesantes tramas. Su gloria se esfumó tan rápido como llegó, coincidiendo con la llegada de los entornos 3D.

Pero en ocasiones hay gente que decide echar una mirada atrás y volver a esos buenos tiempos. Es el caso de Bill Tiller, nombre totalmente desconocido para el común de los mortales, pero que participó activamente en los diseños de Full Throttle, The Dig o The Curse of Monkey Island; nombres que seguramente si que nos sonarán y que vienen acompañados normalmente de buenos (muy buenos) recuerdos.

Tras haber abandonado LucasArts, comenzó a trabajar para Midway, y posteriormente crear Autumn Moon para en 2004 dar a conocer su futuro proyecto: A Vampire Story, el cual aparecerá en octubre de este mismo año gracias a la intervención de la compañía Crimson Crow.

A Vampire Story

La historia del juego nos pone en la piel de Mona de Laffite, estudiante de opera que es secuestrada por Shrowdy von Kieffer, un vampiro obsesionado con la pobre chica, que lejos de renunciar a su sueño de convertirse en una estrella de la noche parisina,, intentará escapar de su captor por todos los medios y con nuestra ayuda. El problema se multiplica cuando unos cazavampiros acaban con Shrowdy, liberando a Mona; la cuestión es que durante su cautiverio Mona ha acabado convertida en vampiresa, aunque ella desconoce su nueva condición...

Según palabras de los desarrolladores, el control y la mecánica del juegos serán muy clásicos, mostrando un sistema similar al visto en "The Curse of Monkey Island", con una rueda que aparece mostrando las diferentes acciones disponibles al hacer clic derecho con nuestro ratón.

Otra de las bazas de este juego es su aspecto visual enormemente trabajado, que recuerda a "The Curse of Monkey Island", pero obviamente con mayor calidad, mostrando unos bonitos juegos de luces en entornos 2D sobre los que se moverán personajes poligonales. El juego estará dividido en tres entregas autoconclusivas.

Relacionados

Nos encanta escucharte ¿Nos dejas tu opinión?